El negocio de las vuvuzelas... y los algodones

lunes, 14 de junio de 2010

JOHANNESBURGO, 14 de junio (apro).- La presencia de las vuvuzelas se está convirtiendo en el mejor negocio del Mundial.

Las hay desde las sencillas que venden en las calles a razón de 20 o 30 rands (entre 33 y 50 pesos), hasta las que en tiendas y centro comerciales ofertan en 100 rands (165 pesos) con la diferencia de que tienen una funda de tela con la bandera de alguno de los 32 países participantes.

Además, el éxito de las vuvuzelas y su estruendo enloquecedor, generó un nuevo mercado: el de los tapones para oidos. Los vendedores ambulantes los venden en 15 rands (24 pesos), aunque también muchos aficionados, empiezan a asistir con algodones a los estadios, como ocurrió hoy con los holandeses y daneses.

Algunos equipos se han quejado de que las vuvuzelas han impedido escuchar el silbato del árbitro y que complica la comunicación en el terreno de juego, por lo que han solicitado se prohiba el ingreso de esas cornetas sudafricanas a los estadios.