Dos jugadores de Tigres heridos en accidente automovilístico

martes, 17 de agosto de 2010

MONTERREY, N.L., 17 de agosto (apro).- El defensa de Tigres, Israel Jiménez, resultó levemente herido al estrellar su automóvil, un Bora, con el de su compañero de equipo, Alan Pulido, al término del entrenamiento matutino de hoy en La Cueva, en el municipio de Zuazua, informaron autoridades locales.
          El defensa, de 20 años de edad, resultó con una pequeña herida en el brazo izquierdo que requirió sólo de unos puntos de sutura, aunque fue internado en un hospital de Monterrey.
          Pulido y su hermano Armando, también integrante de Tigres, quien lo acompañaba, resultaron ilesos.
         Según los primeros reportes, a las 13:30 horas, después de terminar la práctica, Jiménez regresaba solo a Monterrey en su automóvil. Había salido de Zuazua, municipio ubicado a 20 kilómetros de esta ciudad, donde se encuentra La Cueva, campo de entrenamiento de Tigres.
          Jiménez intentó rebasar a Pulido por el carril contrario. Este último iba con su hermano en un Ford Focus, con el que chocó en la parte posterior. Debido al impacto, el Bora se volcó y terminó en la cuneta.
         Según testigos, el jugador salió por su propio pie del coche y esperó a que llegara una ambulancia que lo trasladó a La Cueva, donde los médicos determinaron que no había sufrido heridas de gravedad.
           Jiménez y los hermanos Pulido fueron trasladados a un hospital de esta ciudad, donde recibieron atención médica.  
El defensor de los Tigres debutó en el Torneo Apertura 2009, y en esta temporada ha sido uno de los hombres de confianza del técnico Ricardo Ferreti. En la jornada anterior, en el partido contra Toluca, jugó todo el partido y tiene en la banca a José Antonio “Gringo” Castro, aunque ahora, tras el percance, se ignora si Jiménez podrá jugar este sábado ante Santos, en el Estadio Universitario.

Comentarios