Economía mundial, en "nueva fase de peligro", advierte el FMI

martes, 20 de septiembre de 2011
MÉXICO, D.F. (apro).- El Fondo Monetario Internacional (FMI) alertó que la economía mundial entró en “una nueva fase de peligro”, en la que la actividad económica “no sólo se ha debilitado, sino que ya incrementaron los desequilibrios”. Al dar a conocer el informe Perspectivas de Crecimiento para la Economía Global, el organismo multilateral precisó que la expansión económica mundial se reducirá a 4% ante la debilidad de Estados Unidos y Europa, la baja confianza global y la persistente volatilidad de los mercados financieros. México no es la excepción. El FMI, dirigido por la francesa Christine Lagarde, señaló que el país crecerá 3.8% en el 2011, mientras que para el año entrante el pronostico disminuirá a 3.6%. “Una mayor ralentización en las economías avanzadas, sobre todo la de Estados Unidos, desalentaría el crecimiento, particularmente en las economías que dependen del comercio, turismo y remesas como el Caribe, Centroamérica y México”, advirtió el organismo. El Fondo Monetario reconoció que el crecimiento económico de México fue “sólido durante la primera mitad del año, pese a la debilidad de la economía estadunidense y a los efectos del terremoto en Japón sobre el sector automotriz”. Sin embargo, la turbulencia de los mercados financieros continúa pegando al país. Hoy la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) cerró con una caída de 2.11%. En línea con los principales indicadores de Wall Street, el Índice de Precios y Cotizaciones (IPC) perdió 738.99 puntos para ubicarse en 34 mil 337.97 unidades, con lo que registró su octava caída más importante en lo que va del año y dos jornadas consecutivas a la baja. El FMI señaló que la solución de los problemas globales requiere de una acción coordinada en las economías avanzadas en cuanto a la implementación de una política fiscal creíble. Agregó que los países asiáticos, especialmente China, no están contribuyendo de manera suficiente para elevar la demanda interna. Asimismo, el FMI instó a las autoridades a apreciar la moneda para permitir este reequilibrio. Mientras que para el resto de los mercados emergentes como América Latina, el organismo advirtió sobre los riesgos de sobrecalentamiento a mediano plazo, provocado principalmente por el alza de precios de las materias primas, el fuerte incremento del crédito y los flujos de capital. Según el Fondo Monetario Internacional está presente la necesidad de un “reequilibrio externo”, que implique que las exportaciones de las economías avanzadas vayan ocupando progresivamente el lugar de las exportaciones de los emergentes. El FMI reconoció que estos “planes no se pueden tomar de la noche a la mañana”, pero eso sí, son la única salida para garantizar un crecimiento sostenido global.

Comentarios