Moody's

El crecimiento económico de México se mantendrá en 2% en 2022 y 2023: Moody's

Moody’s adelantó que la pandemia afectó las perspectivas de crecimiento del país a mediano plazo, de forma que del 2022 al 2023, el Producto Interno Bruto (PIB) del país rondará alrededor del 2%.
martes, 12 de enero de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro).— La agencia calificadora Moody’s Investors Service adelantó que la pandemia afectó las perspectivas de crecimiento del país a mediano plazo, de forma que del 2022 al 2023, el Producto Interno Bruto (PIB) del país rondará alrededor del 2%.

“La pandemia ha exacerbado las tendencias negativas de crecimiento que se habían hecho evidentes en 2019 y que persistirá más allá de 2020…. Incluso al quitar la contracción del PIB inducida por el coronavirus, esperamos que el crecimiento a medio plazo se mantenga en alrededor del 2% en 2022-2023, inferior al promedio del 2.7% en 2010-2019”, señaló en un reporte.

Eso no es todo, pues la firma advirtió sobre cómo las decisiones del gobierno de Andrés Manuel López Obrador han afectado el ánimo de los inversionistas

“Las decisiones de la nueva administración han alterado fundamentalmente el sentimiento empresarial y probablemente afectarán la inversión privada durante años. La reversión de facto de la reforma del sector energético de la administración anterior, por ejemplo, está limitando las perspectivas de crecimiento en ese sector”.

Agregó que “una propuesta reciente en el Senado para modificar la Ley del banco central se sumó a estos riesgos que afectan la confianza empresarial.

"La inversión seguirá deprimida en los niveles actuales del 17% del PIB en los próximos dos a tres años”.

Por otra parte, Moody’s criticó también el continuo apoyo financiero a Petróleos Mexicanos (Pemex), pese a que la petrolera ya presenta una deterioro continuo, además de que las finanzas están erosionando lentamente la fortaleza fiscal del soberano dada la necesidad de apoyo recurrente.

En contraste, el apoyo fiscal a las familias y a las empresas ha sido limitado.

“En el contexto de la pandemia, sin embargo, es negativo para la calidad crediticia del soberano. La respuesta política al impacto del coronavirus ha proporcionado una liquidez limitada y un apoyo a los ingresos para las empresas y hogares y, por lo tanto, ha hecho poco para contrarrestar el impacto económico de la shock, lo que dificulta la capacidad de la economía para recuperarse más rápido”, señaló el reporte.

De acuerdo con la firma, el presupuesto 2021 se basa en una previsión de crecimiento del PIB relativamente optimista del 4.6% para dicho año, en comparación con la proyección de 3.5% de Mooody’s, “probablemente sobrestimando el ingreso de ingresos del gobierno”.

Eso no es todo, dijo que el presupuesto de 2021 también subestima el apoyo financiero que probablemente requerirá Pemex.

“Para cumplir con sus metas fiscales para 2021 y cubrir el apoyo subestimado relacionado con Pemex, hay que esperar que el gobierno reasigne recursos dentro del sector público. Este enfoque puede no ser suficiente para evitar un aumento de la deuda pública como porcentaje del PIB”.

De hecho, apoyar a Pemex en 2021 podría costarle al soberano tanto como 14.7 mil millones o 1.4% del PIB.

“Estimamos que la deuda federal aumentó en 7.5 puntos porcentuales del PIB en 2020 en comparación con 2019 y esperamos que la deuda aumente en otros 15 puntos porcentuales para 2023, hasta el 51.4% del PIB”, explicó la agencia calificadora.

Comentarios