Persistirá el empate entre Obama y Clinton, revelan sondeos

martes, 6 de mayo de 2008
* Este martes se celebran las internas en Indiana y Carolina del Norte Washington, 5 de mayo (apro) - La incertidumbre sobre la nominación presidencial del Partido Demócrata podría persistir pese a las internas que se celebrarán mañana martes en Indiana y Carolina del Norte, como consecuencia del virtual empate entre los senadores Barack Obama y Hillary Rodham Clinton, según los más recientes sondeos Con el pronóstico de que en Indiana ganará Clinton y Obama en Carolina del Norte, se fortaleció y radicalizó la "guerra sucia" entre los dos aspirantes a la nominación presidencial demócrata Lo cerrado de la contienda por conseguir los 2 mil 25 delegados que se requieren para ganar la nominación, mantienen a Obama y a Clinton en una "guerra sucia" sin cuartel, en la que el más dañado es el Partido Demócrata y el beneficiado de rebote es el candidato republicano, John McCain En la víspera de la elección primaria de Indiana y Carolina del Norte, tanto Clinton como Obama se concentraron en presentar a los electores una plataforma política que se enfoca en abordar los problemas más urgentes de Estados Unidos Los dos aspirantes demócratas se acusaron mutuamente, durante la presentación de propuestas para encarar el aumento indiscriminado en el costo de los energéticos y los alimentos De ganar la presidencia en las elecciones del próximo 4 de noviembre, ofrecieron, aplicarían una suspensión temporal al impuesto federal de 184 centavos al galón de gasolina Frente a la recesión económica que azota a la Unión Americana, Clinton y Obama, sin dejar de desacreditarse, indicaron que con una presidencia demócrata se impondría un aumento en los impuestos que pagan las grandes empresas petroleras que, según ellos, han sido las beneficiarias durante la presidencia de George W Bush, y lo seguirían siendo con el republicano McCain Clinton sostuvo que con su plan de imposición tributaria a las empresas petroleras, los ingresos del gobierno tendrían un aumento de 8 mil millones de dólares, nada más en el verano de este año Obama desdeñó la idea de Clinton y dijo que su propuesta era más viable: la suspensión de manera temporal y todo el tiempo que sea necesario del impuesto federal al galón de gasolina Ambos aspirantes no han dejado de desacreditarse provocando un enorme descontento y división entre los electores estadunidenses, sobre todo los independientes y republicanos decepcionados con la presidencia de George W Bush Hillary, con la ayuda de su esposo el expresidente Bill Clinton, no quita el dedo del renglón y continuó sus ataques a Obama pero ahora apoyándose en las declaraciones del reverendo, Jeremias Wright, otrora guía espiritual del senador afroamericano, quien acusó a Estados Unidos de haber llevado a cabo una política terrorista por sus posturas en favor de Israel, provocando con ello la ira de los estados musulmanes que contestaron con la misma táctica Las posturas del reverendo mellaron el carisma que tenía Obama entre los electores pese a que éste ya se deslindó totalmente del pastor religioso afroamericano Sin embargo, el daño ya está hecho aunque Clinton y su marido no sueltan el asunto para sacarle el mayor provecho político Obama, por su parte, continúa criticando a Clinton por las declaraciones que ésta hizo hace un par de semanas sobre política exterior La senadora Clinton sostuvo que en el supuesto caso de que Irán atacara a Israel y ella estuviera en la Presidencia, la respuesta de Washington sería letal: dijo que ordenaría la "total destrucción de Irán" El senador Obama ha utilizado esta declaración de Clinton para compararla con Bush, acusándolos a ambos de intolerantes y de querer imponer acciones arrogantes y unilaterales basadas en la comunión con las políticas bélicas Las declaraciones de Clinton no sólo resonaron negativamente entre los electores, sino que provocaron que el gobierno de Irán presentara una denuncia ante el Consejo de Seguridad de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) A la elección primaria de Indiana y Carolina del Norte, ni Clinton ni Obama llegan con la esperanza de un futuro prometedor que pudiera dar una señal más concreta sobre quién de los dos podría ser el abanderado presidencial de los demócratas En Indiana, según la encuesta de la empresa Zogby International, Clinton tiene el respaldo de 49% de los electores demócratas frente a 43 de Obama En Carolina del Norte, la situación es totalmente opuesta, según el sondeo de la misma firma encuestadora: Obama cuenta con 48% del apoyo de los electores y Clinton con 40 Con una victoria similar, un estado para cada uno, la nominación presidencial demócrata seguirá en el aire y probablemente se determinará durante la celebración de la Convención Nacional del Partido Demócrata en Denver, Colorado, del 25 al 28 de agosto El proceso de elecciones primarias del Partido Demócrata concluye el 3 de junio, con los comicios de Montana y Dakota del Sur

Comentarios