Polémica enmarca canonización de la Madre Teresa

domingo, 4 de septiembre de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- Ante más de cien mil personas en la plaza de San Pedro en el Vaticano, el Papa Francisco canonizó oficialmente este domingo a la Madre Teresa de Calcuta. “Proclamamos a la beata Teresa de Calcuta santa y la inscribimos entre los santos, decretando que sea venerada como tal por toda la Iglesia”, declaró el pontífice. Durante la homilía de canonización, Bergoglio elogió la labor de la Madre Teresa “en defensa de la vida humana”, desde aquellos no nacidos a los descartados. El pontífice anunció también que la única santa que recibió el premio Nobel de la Paz, en 1979, es la protectora de los voluntarios católicos que ayudan a los más necesitados “en defensa de la vida humana”. El Papa Juan Pablo II otorgó una dispensa para que el proceso de beatificación comenzara tan solo dos años después de la muerte de la religiosa –ocurrida en septiembre de 1997– en el proceso más rápido de este tipo jamás abierto. En diciembre de 2015, el Papa Francisco aprobó la canonización tras haberse acreditado dos milagros de curación inexplicable científicamente de enfermos graves que invocaron a la Madre Teresa, muy cuestionados por muchos detractores. Se trata de la “curación inexplicable” de una mujer india de religión animista, Mónica Bersa, de 34 años, quien padecía un tumor en el abdomen del que sanó en 1998. El segundo fue el caso del brasileño Marcilio Andrino, que se curó de una grave infección cerebral en 2008. Según la agencia Efe, que cita a Bikash Ranjan Bhattacharya, alcalde de Calcuta entre 2005 y 2010, “todo este proceso es irracional, nada científico. Es una tontería eso de los milagros”. El alcalde acusó a la religiosa de proyectar “una imagen muy negativa de Calcuta, como un sitio de mendigos y leprosos”, cuando en la propia urbe “si preguntas a la gente normal, apenas representa nada su legado”. “Este proceso tan rápido simplemente muestra el deseo del Vaticano de mantener la atención y de continuar sacando dinero para sus arcas explotando la popularidad de una marca que ellos crearon”, dijo a Efe Hemley González, un estadunidense de origen cubano que fue voluntario de las misioneras. González, quien creó posteriormente la ONG Caridad Responsable en Calcuta, asegura que quedó “horrorizado” por los métodos de las misioneras, por su falta de higiene sanitaria, baja o nula calidad de las medicinas y la falta de capacitación en el manejo de enfermos. Debasis Bhattacharya, secretario general de la Asociación Científica y Racionalista de la India, declaró a la misma agencia noticiosa que el impacto internacional de la madre Teresa es fruto de la “propaganda” de distintos grupos para crear su figura y atraer fondos. Mientras tanto, medios italianos calificaron la canonización de la Madre Teresa como uno de los eventos más importantes del Año Santo de Misericordia. La Madre Teresa, cuyo nombre secular es Agnes Gonxha Bojaxhiu, nació el 26 de agosto de 1910 en la ciudad macedonia de Skopie, en una familia albanesa. Desde joven soñó con dedicarse al servicio monacal y a los 18 años fue a Irlanda, donde ingresó en la Orden de las Hermanas de Loreto. Después de tomar el hábito en 1931 recibió el nombre de Teresa en homenaje a la monja carmelita Teresa de Lisieux, canonizada en 1927. Posteriormente la orden la envió a la India, donde ella fundó en 1948 en Calcuta la Congregación de las Misioneras de la Caridad, que se dedicó a abrir escuelas, asilos y hospitales para los pobres y los enfermos graves. Actualmente, dicha congregación tiene 400 sucursales y 700 casas de caridad en 120 países. La madre Teresa falleció el 5 de septiembre de 1997 en Calcuta a los 87 años.