El Juego del Calamar

El furor por "El Juego del Calamar": depósitos bancarios, teléfonos reales y hasta pelea en París

Debido al exceso de tráfico que generó la serie, la empresa surcoreana proveedora de servicios de internet SK Broadband demandó a Netflix.
jueves, 7 de octubre de 2021

CIUDAD DE MÉXICO (apro). – “El Juego del Calamar”, la serie surcoreana más vista hasta el momento en Netflix, ha tenido tal impacto que los fanáticos depositaron dinero en la cuenta bancaria que muestran al final de la serie y han llamado al teléfono que aparece en la ficción.

“Me dijeron que el productor ha estado recibiendo depósitos de personas que han visto la serie. Para evitar que se produzcan más movimientos de este estilo, el equipo de producción decidió cerrar la cuenta y así evitar problemas en el futuro”, aseguró el creador y director de la serie, Hwang Dong-hyuk.

El número de cuenta bancaria que aparece pertenece a uno de los productores de la serie. “Llegamos a un acuerdo con el equipo de dirección y lo usamos”, confirmó Dong-hyuk, según el portal AllKpop.

En la serie, la cuenta bancaria pertenece al personaje Seong Gi-hun o “No. 456”, interpretado por el actor Lee Jung-jae, quien ganó el juego para pagar sus deudas y apoyar económicamente a su hija Seong Ga-yeong.

Respecto al número telefónico que aparece en la tarjeta que recibe el protagonista para ingresar al juego, muchas personas comenzaron a marcarlo y resultó que existe y le pertenece a un surcoreano.

Un ciudadano coreano habló a la producción para quejarse de que ha recibido miles de llamadas y mensajes en su teléfono, lo que le ha impedido vivir tranquilamente.

“He estado recibiendo llamadas y mensajes de texto sin cesar, las 24 horas del día, los 7 días de la semana, hasta el punto de que es difícil para mí seguir con la vida diaria. Este es un número que he estado usando durante más de 10 años, así que estoy bastante desconcertado”, señaló el propietario de la línea, informó South China Morning Post (SCMP).

Dong-hyuk lamentó mucho no haber comprobado eso a detalle. “Sé que el equipo de producción está trabajando para compensar adecuadamente al afectado. Vamos a hacernos responsables de ello”, declaró.

Por su parte, el jefe honorífico del Partido Nacional Revolucionario Huh Kyung-young, quien anunció su candidatura presidencial para Corea del Sur en septiembre, ofreció en Facebook 100 millones de wones (alrededor de 72 mil 580 euros) por el número de teléfono.

“Me he enterado de que el propietario del número de teléfono que aparece en una tarjeta de visita en ‘El Juego del Calamar’ está sufriendo graves daños por las llamadas de broma. Me gustaría comprar el número por 100 millones de wones”, señaló SCMP.

El afectado comentó a la emisora MBC que ha recibido hasta 4 mil llamadas diarias, en el día o en la noche, lo que le impide seguir con su cotidianeidad, pero descartó cambiar su número.

“Ni siquiera he visto ‘El Juego del Calamar’. Es muy estresante, pero no puedo hacer nada”, señaló y mencionó que quienes llaman le dicen que quieren participar en el juego.

El número de teléfono que varía en los últimos dos dígitos al que aparece en la serie también tiene dueña. Le pertenece a Hanna Kim, una oficinista de 26 años de Seúl, quien ha recibido muchas llamadas, incluyendo una desde Colombia. Quienes le marcaron le preguntaron: “¿Este es el Juego del Calamar?”, contó a The Wall Street Journal.

“Me da rabia porque me divertí mucho viendo ‘El juego del Calamar’”, contó y señaló que Netflix y la productora surcoreana Siren Pictures negaron que le fueran a dar una compensación económica por las molestias.

Otra afectada es Jeong, una universitaria de 22 años, propietaria de otro número que solo varía en dos dígitos y contó que recibe más de 100 llamadas diarias y como está buscando trabajo, no le queda más que atenderlas.

Demandan a Netflix

Debido al exceso de tráfico que generó la serie, la empresa surcoreana proveedora de servicios de internet SK Broadband demandó a Netflix, pues el tráfico de datos usado por esta plataforma de streaming aumentó 24 veces desde mayo de 2018 y actualmente se ha elevado, de manera significativa, tras el estreno de la serie.

El objetivo de la demanda es que Netflix asuma los costos del aumento del tráfico de la red y el trabajo de mantenimiento, pues la culpa del aumento de espectadores.

Un tribunal de Seúl consideró que Netflix debería “razonablemente” dar algo al proveedor de servicios de internet por el uso de la red por generar un tráfico explosivo. Netflix anunció que revisará el reclamo de SK Broadband.

Pelean fanáticos en Paris

Como estrategia promocional, Netflix inauguró en Paris, Francia, el “Squid Game Café”, una tienda y cafetería inspirada en la serie “El Juego del Calamar”, el fin de semana pasado.

El 3 de octubre, fanáticos hicieron una larga fila, de alrededor de 200 metros, y esperaron por horas para ingresar el día de la inauguración que terminó en una acalorada pelea a puñetazos y patadas, por lo que tuvo que intervenir la policía parisina.

 

Comentarios