Pese a arreglo en Pemex, persiste incertidumbre: IP

martes, 1 de octubre de 2002
México, D F (apro)- La exitosa negociación salarial en Petróleos Mexicanos deberá incidir positivamente sobre las perspectivas económicas del país, aunque la incertidumbre persiste por la evolución de la economía de Estados Unidos, afirmó el lunes el CEESP En análisis semanal, el organismo del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) dice que en México se siguen reportando avances y la actividad productiva reporta un proceso de crecimiento, aunque todavía lento "Las cifras muestran que en julio la economía creció a un ritmo anual de 27 por ciento, las ventas al menudeo se recuperaron y el sector externo reportó tasas de crecimiento positivas en las exportaciones", señala Sin embargo, llama la atención sobre inconsistencias en el Banco de México (Banxico) "Aunque el banco central estima que la relación entre los agregados monetarios y la inflación ha dejado de ser determinante en la conducción de la política monetaria, las acciones recientemente instrumentadas por la autoridad parecieran indicar lo contrario" El Centro de Estudios Económicos del Sector Privado refiere que el Programa Monetario para el 2002 estimó un crecimiento de 100 por ciento en la base monetaria, mientras que los resultados a septiembre indican que su saldo viene creciendo por arriba de 17 por ciento, porcentaje que no es compatible con un crecimiento del PIB de 15 por ciento y de una meta inflacionaria de 45 Por ello, apunta, el 23 de septiembre el banco decidió ampliar el sesgo restrictivo de la política monetaria, elevando el corto en cien millones de pesos, además del depósito obligatorio de la banca, que también fue modificado hacia arriba Así, el banco espera incidir fundamentalmente en las expectativas, de tal manera que no se descomponga el panorama que se tenía antes de la volatilidad financiera reciente En contraste, señala, la confianza de los consumidores en Estados Unidos sigue deteriorándose y los indicadores líderes mostraron una nueva caída No obstante, la Reserva Federal no prevé que la economía caiga nuevamente en recesión, como parecen sugerir algunos indicadores del sector real "El problema aquí es fundamentalmente de desconfianza, que tiene detenidas las decisiones de consumidores e inversionistas, y ante lo cual la evolución reciente de la bolsa no significa ninguna ayuda En este contexto reducir más las tasas de la FED no (es positivo), ya que la deuda que tenía ahogados a consumidores y empresas ha sido parcialmente renegociada" Considera que un clima de mayor tranquilidad financiera y buenas perspectivas de paz podrían hacer lo que ni la política monetaria ni el gasto bélico han logrado: devolver la confianza a los hogares 30/09/02

Comentarios