Rice: La otra dama de hierro

sábado, 12 de octubre de 2002
Convertida en "la otra dama de hierro" o la "dulce dama", como la ha llamado el propio George W Bush en varias ocasiones ante los miembros de su gabinete, Condoleeza Rice pudo haber sido la autora intelectual del proyecto de ley que otorga autoridad al mandatario de Estados Unidos para atacar a Irak en el momento en que lo considere apropiado En su edición del domingo 13 de octubre, Proceso da cuenta de cómo la consejera de Seguridad Nacional de la Casa Blanca, cuya estampa y presencia reflejan dureza, decisión y hasta intimidación, influye sobre la figura del presidente estadunidense, al grado de considerársele su conciencia en materia de política exterior Nacida en Birmingham, Alabama, la formación de Condoleeza Rice está enmarcada en la era de la Guerra Fría, de ahí que esté acostumbrada a ver al mundo en dos divisiones: los buenos y los malos, dice de ella Michael Shifter, analista en asuntos políticos de la organización Diálogo Interamericano La cercanía de la consejera con Bush es tan obvia --destaca Shifter en la edición del domingo 13 de octubre de Proceso--, que es una de las pocas funcionarias de la Casa Blanca invitada por el mandatario a Campo David, su casa de descanso Ahí, en la calma de las montañas del estado de Maryland, lo aconseja sobre los temas más delicados de la política exterior, como el eventual ataque a Irak y el conflicto entre israelíes y palestinos

Comentarios