Pederastia, asunto espinoso en la reunión del Vaticano

martes, 23 de abril de 2002
Desde que comenzó la ola de acusaciones de abuso sexual contra sacerdotes, que ha estremecido a la Iglesia católica desde enero, varios han sido los señalamientos en torno al tema Inclusive, el Papa ha convocado a los prelados norteamericanos a una reunión extraordinaria de dos días para discutir el escándalo de abuso sexual que ha conmovido a los fieles, provocado la renuncia de un obispo y costado a la Iglesia millones de dólares en acuerdos extrajudiciales Ante tal escándalo, y con el objetivo de dar a conocer las opiniones de sacerdotes en torno al tema, procesocom reproduce dos artículos del diario The New York Times, de Estados Unidos, país donde se suscitó el alboroto, que también tocó las puertas de la Iglesia mexicana y sacó nuevamente a la luz pública un caso que nunca quedó aclarado, el del padre Marcial Maciel, a pesar de las denuncias de quienes padecieron abusos Melinda Henneberger y James Sterngold/The New York Times Roma, Italia- Un alto oficial del Vaticano señaló que en la reunión que tendrá lugar la semana entrante con cardenales americanos sobre los escándalos de abuso sexual en la Iglesia se tocarían asuntos controversiales como el celibato, investigar a candidatos gays para el sacerdocio y el papel de la mujer en la iglesia El oficial, cardenal J Francis Stafford, un estadounidense que dirige el Consejo Pontificio del Vaticano para el Laicado, dio un avance de la agenda mientras los cardenales se preparan para viajar a Roma, para lo que los expertos llaman una reunión extraordinaria que refleja la comprensión del Vaticano de la crisis en la Iglesia estadounidense Otro cardenal estadounidense, Roger Mahony, de Los Angeles, dijo en una entrevista que él presionaría al Papa y a otros oficiales de la Iglesia para que consideraran cambios seculares en la doctrina, que permita a los curas casarse y a una mujer ser ordenada El cardenal Mahony se mostró esquivo sobre los detalles de los cambios, diciendo solamente que él sentía que era el momento oportuno para una discusión abierta sobre los asuntos de la Iglesia a los más altos niveles de la misma "No es una panacea que usted tenga mujeres y hombres casados en el clero", dijo "En este punto, soy el proponente de la discusión Quiero escuchar mucho más sobre esto" El Papa convocó a sus cardenales americanos aquí, para la reunión del jueves y miércoles, después de que un contingente de obispos estadunidenses que se encontraron con él, la semana pasada, lo convencieron de que el problema es grave ?y específicamente pidieron el asesoramiento del Vaticano, dijo el Cardenal Stafford "Los obispos americanos indicaron que sería de gran ayuda contar con la sabiduría del Santo Padre", expresó "Así que la respuesta fue: tengamos una conversación" Ellos quieren que el Vaticano aclare cuáles reformas favorecería el Papa antes de la reunión de junio, en la cual los obispos americanos intentan proponer protocolos nacionales para prevenir el abuso sexual de los curas Cuando se le preguntó si se concentrarían particularmente en cómo los homosexuales candidatos para el sacerdocio son investigados, el cardenal Stafford dijo: "Sin duda, esto debe ser visto", al tiempo de agregar que "nosotros definitivamente hablaremos de esto" Las reuniones serán dirigidas por el cardenal Darío Castrillón Hoyos, quien dirige la Congregación del Vaticano para el Clero Pero el maratón, de 14 horas la sesión, tiene todas las señales de ser visto como sólo como un asunto estadounidense, y se incluyen planes de tener una sesión de información diaria o quizás de dos veces al día, algo desacostumbrado en el Vaticano Ahora que el Vaticano se convenció de la gravedad del problema, parece que está tratando de responder con el tipo de apertura que los católicos estadounidenses le han estado pidiendo "Estamos tratando con un fenómeno americano que requiere una respuesta americana," dijo el Cardenal Stafford, el antiguo obispo de Denver, quien estuvo entre los primeros oficiales americanos de la Iglesia que abordó el asunto de los abusos sexuales, cuando publicó un libro que explicaba las políticas que llevaría su arquidiócesis en 1991 respecto al asunto Por supuesto, este Papa entiende el poder simbólico de la reunión y comprende que este gesto de convocar la reunión comenzará a darle respuestas a aquellos críticos que han dicho que el Vaticano ha sido indiferente a la crisis de la Iglesia estadounidense, y ante el asunto en general "Esto es en parte un ejercicio de relaciones públicas, una forma dramática de decirle a los críticos: "El papa lo entiende ahora", dijo John Allen, quien cubre el Vaticano para los Reporteros Católicos Nacionales y quien escribió una biografía de uno de los oficiales que presidirán las reuniones, el cardenal Joseph Ratzinger, director de la oficina doctrinal del Vaticano Pero una razón de peso para las reuniones, dijo el cardenal Stafford, es tratar las diferencias culturales entre los líderes de la Iglesia estadounidense y los oficiales del Vaticano, quienes han luchado para estudiar el impacto de los escándalos y la manera en que se han manejado En primer lugar, las leyes americanas sobre agravio tienen tendencia a darle mucha importancia a un asunto y la respuesta que se ha dado en cierta forma ha sido difícil de entender para los europeos Y mientras los líderes de la Iglesia estadounidense han sido criticados en casa por falta de apertura, para muchos en el Vaticano ellos han sido demasiado abiertos "Estos son hombres que viven en una tradición muy diferente", dijo el cardenal Stafford Los líderes no pueden esperar resolver tantos asuntos en dos días Sin embargo, el cardenal Stafford manifestó que ellos podrían al menos comenzar una discusión acerca del papel y las raíces del celibato en el sacerdocio "Si esto es algo que se originó simplemente en el siglo XII por motivos tan poco valiosos como la herencia", dijo, "entonces es difícil para mí que sea mantenido" El celibato permite a la Iglesia mantener la propiedad, más que permitirle a los curas pasárselas a los niños" "Pero si el celibato es de orígenes apostólicos y tiene conexiones importantes" con la tradición de la Iglesia, continuó Stafford, "entonces esta experiencia en Estados Unidos no va a socavarlo La formación de seminaristas pudiera incluir un entendimiento más profundo" de la vida en celibato, apuntó Cuando se le pidió que nombrara otros temas importantes a ser tratados en la reunión, dijo: "El asunto de la privacidad vale la pena discutirlo, así como el papel de la mujer en la Iglesia y su gran involucramiento Yo estaría muy a favor de esto" La ordenación de mujeres, sin embargo, no está definitivamente sobre la mesa, anotó "Roma no puede ser abierta a los cambios de la fe Esto forma claramente parte de la fe y no podemos, nosotros, ni tenemos el poder para cambiarla, aun si quisiéramos" El cardenal Mahony, cuya arquidiócesis de Los Angeles es la más grande de Estados Unidos, y quien es considerado uno de los líderes más liberales, no concuerda con el cardenal Stafford sobre este tema y sobre el celibato El cardenal Mahony afirmó aprobatoriamente que, en sus primeros siglos, la Iglesia permitió que los curas se casaran y en algunas circunstancias la Iglesia ortodoxa del Este ordenó a hombres casados Mahony hizo sus comentarios en entrevistas realizadas en algunas estaciones de televisión de Los Angeles A unos cuantos reporteros se les permitió asistir sin participar en las entrevistas, las cuales fueron parte de lo que parece ser un esfuerzo concertado por los superiores de la Iglesia de todo Estados Unidos para tomar la iniciativa de comunicar sus puntos de vista al público y para crear la impresión de una Iglesia abierta a los cambios En días recientes, el cardenal Teodoro E McCarrick de Washington y el cardenal Francis E George de Chicago han hablado intensamente con los medios acerca de sus expectativas respecto a la reunión del Vaticano El cardenal Mahony ha comentado públicamente que él sentía que la Iglesia debía debatir si permitía a los curas casarse, y que ahora, dijo, él llevaría ese mensaje directamente al Vaticano De hecho, dijo que intentaba argumentar que debían ser considerados muchos cambios fundamentales y no sólo en Estados Unidos Aseguró que él alentaría a usar esta crisis para crear un papel más grande del laicado, para hacer que la toma de decisiones en la Iglesia sea más transparente y para crear "una Iglesia más humilde" Agregó que él esperaba llevar estos mensajes al Papa "Él también va a entender que este no es un problema de Estados Unidos", dijo el cardenal, refiriéndose a los casos de abuso sexual El cardenal Mahony manifestó que él específicamente le pediría a los oficiales del Vaticano que acortaran el proceso para expulsar a aquellos que sean encontrados culpables de abuso sexual Implícitamente, él reconoció que la Iglesia ha cometido errores en cuanto al manejo de los casos de los curas pedófilos y otros involucrados en conductas sexuales inapropiadas Dijo que los procedimientos establecidos años atrás en su arquidiócesis para tratar estos problemas estaban basados en la noción anticuada de que los curas sufrían lapsus morales más que un afianzado e intratable defecto Pero señaló que ahora él tendría una política de cero tolerancia, donde los curas encontrados culpables de ofensas sexuales serían expulsados rápidamente sin una segunda oportunidad Esta es la política en la arquidiócesis de Los Angeles También dijo que apoyaba darle prontamente información a la policía para procesar a posibles criminales El cardenal Stafford sugirió que las discusiones de la semana próxima sobre la investigación que debería hacérsele a los prospectos de curas serán complicadas "El término homosexualidad es una terminología relativamente reciente en la cultura occidental," dijo, "y nosotros estamos aún alcanzando a comprender la sexualidad según los términos de la ciencia moderna Necesitamos un entendimiento más profundo de cómo se forman la identidad sexual individual de un hombre y una mujer" El papel que puede estar jugando la homosexualidad en los actuales escándalos ya es un tópico común en los círculos de la Iglesia de aquí El biógrafo americano George Weigel señaló por su parte: "Ellos tienen que hablar sobre homosexualidad la próxima semana Está claro que el problema clerical de abuso sexual tiene múltiples partes Uno es la pedofilia, que es el más repugnante, entonces allí hay problemas de conducta heterosexual inapropiada "Pero la porción más grande de lo que ha salido a la luz en los últimos meses es un patrón de clérigos homosexuales que no cumplen con sus promesas de celibato" El reverendo Keith Pecklers, un jesuita que enseña en el Instituto litúrgico Pontificio, disiente diciendo: "Es muy desafortunado que estén metiendo a la homosexualidad en esto La Iglesia siempre ha distinguido entre la orientación y el acto Lo que se necesita en los seminarios es que ellos tengan que aprender a tratar con la gente maduramente" Algunos de aquellos que participarán en las reuniones de la próxima semana temen que, de forma poco realista, las expectativas generadas resulten muy altas El obispo Wilton D Gregory, presidente de la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos, cuyas reuniones aquí la semana pasada con el Papa y otros líderes llevó a la decisión del Vaticano de llamar a los cardenales, también enfatizó que dependía de la Iglesia americana el resolver sus problemas Dijo que a pesar de que las reuniones pueden ser importantes, cualquier nueva política de la Iglesia americana no sería establecida hasta junio en una reunión de la Conferencia de Obispos de Estados Unidos en Dallas Los medios han publicitado esto como si la semana próxima el problema fuera a ser resuelto, dijo el obispo Gregory "De cierta forma, hay tanta anticipación generada sobre esta reunión, que tenemos que ser cuidadosos Nosotros no vamos a ir allí en junio para simplemente decir "sí" a algo que el Santo Padre ya determinó" Traducción: Midiala Rosales Rosa

Comentarios