Encabeza Castro histórica marcha de protesta contra EU

miércoles, 12 de junio de 2002
La Habana, Cuba - Con marchas multitudinarias por las principales ciudades de Cuba respondió el presidente Fidel Castro a las manifestaciones de su homólogo de Estados Unidos, George Bush, en el sentido de que no cambiará su política hacia la isla en tanto no haya modificaciones en el régimen El presidente cubano, Fidel Castro, encabezó la caminata más numerosa de las 800 manifestaciones que se habrían realidzado en el país caribeño para apoyar una propuesta de reforma constitucional, cuyo objetivo es proteger el sistema imperante Algunos de los manifestantes destacaron que las marchas representaron un "plebiscito callejero" con el que se habría constatado el apoyo a esa iniciativa, que busca contrarrestar el denominado Proyecto Varela, que respalda Bush por implicar la realización de una consulta en la isla sobre la posibilidad de cambios en el régimen erigido por Castro Las más de 800 marchas realizadas --según información oficial cubana--, se organizaron después de que el 20 de mayo, día en que se conmemoró el centenario de la República de Cuba, Bush advirtió que vetaría posibles iniciativas del Congreso estadunidense para flexibilizar las medidas económicas impuestas contra el gobierno de Castro Ante representantes del exilio cubano en la Unión Americana, Bush expresó que "Si el gobierno de Cuba da todos los pasos necesarios para que las elecciones de 2003 sean certificadamente libres y justas, y si Cuba empieza a adoptar reformas de mercado significativas, entonces, y sólo entonces, trabajaré con el Congreso de Estados Unidos para aligerar la prohibición del comercio y los viajes entre nuestros dos países" En lo que los medios cubanos denominaron la "Marcha de la patria", se pretendió demostrar a Bush que la población isleña aún opta por el "socialismo" "Abajo la mentira, viva el socialismo", gritaron Castro y sus acompañantes frente a la Sección de Intereses de Estados Unidos En la marcha que tuvo lugar en La Habana participaron más de un millón de personas ?según cifras oficiales--, mientras que cientos se movilizaron en Santiago de Cuba, Santa Clara, Holguin y otros sitios de la isla, donde la consigna unánime fue la aprobación de la propuesta de grupos castristas en la que se plantea la ratificación del apoyo de la población a la Constitución de 1996 El proyecto resalta la exigencia de ratificar el capítulo uno, que define a Cuba como "un Estado socialista de trabajadores independiente y soberano" Además, la iniciativa popular implica dejar claro que el sistema económico, político y social de Cuba es "intocable" 12/06/02