Niegan presencia de "Mara Salvatrucha" en Tamaulipas

viernes, 17 de octubre de 2003
* Sin embargo, advierten que la "mexican mafia" gana terreno Ciudad Victoria, Tamps , 16 de octubre (apro)- La Procuraduría de Justicia del estado descartó las recientes versiones que ubican a la pandilla centroamericana Mara Salvatrucha operando en Nuevo Laredo, pero sí reconoció que existen elementos para dar por hecho que la Mexican Mafia ha ganado terreno en esa ciudad fronteriza “Nos preocupan más los avances que ha tenido la Mexican Mafia en Nuevo Laredo”, reconoció el procurador Francisco Cayuela Villarreal, quien dijo que hay indicios que hacen suponer que esta organización criminal ha estado pasando la frontera para cometer algunos de sus ajustes de cuentas De acuerdo con los informes que se tienen de la Mexican Mafia, ésta opera en Laredo, Atlanta, Houston y Baltimore, comentó el procurador En la balacera que se suscitó el pasado 1 de agosto, en la que participaron narcotraficantes y policías federales, señaló Cayuela, los tres que resultaron muertos fueron identificados como miembros de la Mexican Mafia En cambio, agregó, no existen datos oficiales para suponer que miembros de la Mara Salvatrucha estén operando en esa ciudad fronteriza y que lo que se ha manejado son sólo “especulaciones” La Mara Salvatrucha es considerada una de las pandillas más violentas y sanguinarias que operan entre países centroamericanos como Honduras y Nicaragua, y ciudades de Estados Unidos Difícilmente, una pandilla como la Mara Salvatrucha podría pasar desapercibida en una ciudad como Nuevo Laredo, pues desde su forma de operar en grupo, hasta su acento para hablar, los delataría, mencionó el procurador, a diferencia de los integrantes de la Mexican Mafia, que radican en Laredo y que difícilmente pueden ser identificados entre las personas que normalmente radican de este lado de la frontera Cayuela dijo que en las investigaciones de algunas de las ejecuciones se ha encontrado que han sido realizadas por miembros de la Mexican Mafia que cruzan ex profeso a sus víctimas

Comentarios