Recorre Salazar zona afectada por inundaciones

jueves, 9 de octubre de 2003
Tuxtla Gutiérrez , Chis, 8 de octubre (apro)- Tras al tormenta tropical Larry vino el recuento de los daños Y de la alerta roja se pasó al actual estado de emergencia Ahora esperan que se declare zona de desastre Pese a que Tuxtla Gutiérrez fue la principal afectada por las inundaciones del río Sabinal, en los municipios de Berriozábal y Ocozocuautla seis poblados, donde habitan unas 217 familias, se encuentran afectados por las inundaciones de riachuelos y lagos El gobernador Pablo Salazar sobrevoló la zona el miércoles y bajó a platicar con los afectados por las inundaciones en Sólo Dios, El Jardín, Las Camelias, Benito Quesada, El Clavel y Las Candelaria, todas ubicadas entre los municipios de Berriozábal y Ocozocuautla, colindantes con esta capital Los líderes de los seis poblados inundados e incomunicados demandan apoyos como despensas, ropa y cobijas, así como recursos para reconstruir unas 50 casas “colapsadas” El mandatario dijo que sólo tenían reportes de que estaban incomunicados, pero al verlos constató que muchas casas se encuentran bajo las aguas que no descienden y que se mantienen represadas Al momento que Salazar llegaba de ese recorrido por las comunidades afectadas, el secretario de Salud, Julio Frenk Mora, arribó a la entidad proveniente de Tabasco, y empezó un recorrido por toda la zona afectada por el desbordamiento del río Sabinal El saldo de la inundación fue de 200 comercios, nueve mil viviendas, 40 mil personas afectadas de manera indirecta, decenas de casas destruidas, cerca de 100 vehículos averiados, inservibles o arrastrados por al corriente Al menos unas 250 personas todavía permanecen en los albergues El gobernador Pablo Salazar declaró que son insuficientes los esfuerzos gubernamentales para enfrentar la emergencia, por lo que convocó a conformar brigadas ciudadanas de apoyo a los necesitados, sobre todo en cuestiones de limpieza Mientras tanto, la convocatoria para recolectar víveres para los capitalinos ha sobrepasado los límites, cuando lo que más se necesita es mano de obra para la limpieza de las áreas cubiertas con gruesas capas de lodo

Comentarios