Viraje al Pemexgate, para proteger a los Amigos de Fox, acusa líder del PRD

miércoles, 23 de julio de 2003
*Asegura que le consta el apoyo de la derecha alemana al ahora presidente de la República Guanajuato, Gto , 22 de julio (apro)- El viraje dado por la Procuraduría General de la República al Pemexgate es “la mejor manera de proteger al presidente y a sus amigos; el intercambio entre el PAN y el PRI, la forma de proteger a Lino Korrodi, a Carlota Robinson y al dinero extranjero traído a este país para hacer presidente a Vicente Fox”, dijo el líder estatal del PRD, Arnulfo Montes de la Vega, quien aseguró que le consta el apoyo de la derecha alemana al gobierno panista de Fox en Guanajuato Según contó Montes de la Vega, quien fue alcalde del municipio de San José Iturbide en el trienio 1997-2000, en un viaje previo a la toma de posesión junto con otro grupo de alcaldes electos de la entidad, organizado y auspiciado por el gobierno de Vicente Fox en los últimos meses del 97, fue la organización de la derecha Konrad Adenawer la que los recibió en su visita a Colonia, Alemania, y pagó sus gastos Al frente de esa delegación iba el entonces secretario de Gobierno, Ramón Martín Huerta, y otros funcionarios estatales como Carlos Flores El grupo estaba mayoritariamente formado por alcaldes electos por el PAN, entre ellos el de León, Jorge Carlos Obregón; el de Celaya, Ricardo Suárez Inda; el de Salamanca, Samuel Alcocer; el de San Miguel de Allende, Salvador García (actualmente acusado de delitos patrimoniales y prófugo de la justicia); y el de Silao, Gerardo Valdovinos Sólo 3 alcaldes de oposición formaban parte de esa delegación: Montes de la Vega, del PRD; Luis Felipe Luna (de Guanajuato capital) y Roberto Zamudio, de Moroleón, ambos del PRI Otros alcaldes viajaron en dos delegaciones más a Centro y Sudamérica, con la finalidad, según el proyecto encabezado por Martín Huerta, de conocer otras experiencias en la administración municipal e ideas que pudieran integrar a sus propios gobiernos, pues tomarían posesión en enero de 1998 “En España fuimos recibidos por la Unión Iberoamericana de Municipalistas, una organización apartidista; en Francia tuvimos recibimiento y reuniones con el gobierno de ese país; pero en Alemania, fue la Konrad Adenawer la que nos recibió, nos llevó a todas las actividades y hasta nos entregó dinero para nuestros gastos, para los ‘chuchulucos’”, afirmó el dirigente estatal perredista “Yo no me di cuenta de qué tipo de organización era hasta que llegamos allá y nos lo explicaron ellos mismos Y creo que ellos no sabían que íbamos algunos alcaldes no panistas”, confesó En varias de las reuniones que sostuvieron con los dirigentes derechistas, los alcaldes escucharon comentarios sobre el crecimiento del PAN en México, y frases como: “Ya estamos gobernando bien y vamos a ganar la Presidencia de México”, de voz de sus anfitriones germanos “Tuvimos que aclarar que nosotros no éramos alcaldes electos del PAN, y yo dije que el partido que más había crecido no era el blanquiazul, sino el PRD”, señaló Casi 3 años después, a punto de terminar la gestión de dichos ediles y en plenas elecciones del 2000, el alcalde perredista recibió una carta enviada por la Konrad, en la que le solicitaba mantener el contacto con ellos ante el proceso electoral que se vivía en México, y ante “el triunfo que se le avecinaba” a la derecha

Comentarios