Maniobra política, la petición de desafuero: AMLO

miércoles, 19 de mayo de 2004
* El gobierno “tiene mucho miedo”, dice * Es un mandato judicial, ataja Creel México, D F, 18 de mayo (apro)- La petición de desafuero en su contra, por supuesto desacato en el caso del predio El Encino, solicitada el lunes por la Procuraduría General de la República (PGR), es una “maniobra política” para afectar el proyecto de nación que representa junto con sus colaboradores, de cara a las elecciones presidenciales de 2006, aseguró el jefe de gobierno del Distrito Federal, Andrés Manuel López Obrador En respuesta, el secretario de Gobernación, Santiago Creel, rechazó que la decisión de la PGR sea una “ocurrencia del Poder Ejecutivo” Es una determinación relacionada con un mandato judicial, dijo el responsable de la política interna del país, quien calificó como “muy inconveniente politizar este asunto” porque se pone en duda la actuación del Poder Judicial de la Federación Por la mañana, en su conferencia de prensa matutina, López Obrador se defendió de las acusaciones en su contra por supuesto incumplimiento de una suspensión definitiva en el juicio relativo al predio El Encino, que lo obligaba a detener las obras viales que realiza su administración en ese lugar “Nos quieren ganar en la mesa, a la mala, porque este proceso llevaría, en el caso de que tuvieran éxito, a inhabilitarme y ¿qué es inhabilitarme? poner en mi expediente que tengo antecedentes penales y no poder aspirar a ser candidato a ningún cargo”, recalcó el tabasqueño En el fondo “tienen mucho miedo” al proyecto que representa su equipo de gobierno, dijo Por eso, han querido parar las actividades de su gobierno “con una serie de maniobras, retorciendo la ley”, para inhabilitarlo, pero “no han podido”, subrayó López Obrador negó haber violado un amparo contra el desarrollo de la obra en el predio El Encino “Tan es así –dijo-- que la calle que se iba a ampliar no se terminó, ni siquiera firmé ningún documento que demuestre que haya dado una orden para violar el amparo y hay constancia de eso”, afirmó Pero aclaró: “Cuando el juez solicita información, quien da respuesta es el secretario de Gobierno (pero) el juez me culpa a mí Luego, el juez ordena la cancelación definitiva de la obra y yo doy la orden de inmediato de que se paren los trabajos, como sucedió Pero, por lo que me están juzgando, no hay un solo escrito firmado por mí dando una instrucción para que no se detengan los trabajos o que no voy a cumplir con su mandato”, aclaró López Obrador calificó como atípico que las autoridades pidan su desafuero por abrir una calle “sin haber cometido delito” y comentó que en su momento se defenderá ante la Cámara de Diputados Dijo que en este asunto está involucrado “el mismo equipo de abogados que tiene que ver con el Partido Acción Nacional”, entre los cuales “posiblemente” destaque el senador panista Diego Fernández de Cevallos “Lo cierto es que todo lo resuelven en función del tráfico de influencias, en este caso en particular había mucho interés político y eso es lo que está pasando” Negó, así mismo, que con los acontecimientos sucesivos a la difusión de los videoescándalos se esté gestando una guerra camino a la sucesión presidencial Pero consideró que “no se vale” usar a las instituciones del Estado para eliminar a los adversarios “Sí, es la candidatura presidencial, pero no necesariamente la tengo que encabezar yo, lo que están afectando es un proyecto, quieren hacernos a un lado”, enfatizó, al mismo tiempo que advirtió que continuará encabezando dicho movimiento No obstante, descartó que la petición de la PGR rompa un eventual diálogo con el gobierno federal “Nosotros vamos a estar siempre abiertos, vamos a seguir actuando de manera institucional, en forma respetuosa”, dijo En contraparte, Creel rechazó que la decisión de pedir el desafuero de López Obrador haya nacido del gobierno de Vicente Fox, sino de “un largo proceso judicial” en el que no participó la administración federal “No se trata de competencia política, no se trata de estar pensando en las elecciones No es ocurrencia del Poder Ejecutivo, no es algo que tenga que ver con la contienda política”, afirmó en el Foro de Análisis y Discusión: “Administración pública mexicana, reflexiones a la mitad del camino” Se trata de “cumplir el mandato de un juez”, indicó después del acto que se realizó en el Instituto Nacional de Administración Pública Creel descartó que se haya roto la posibilidad de entablar un diálogo con el jefe de gobierno Por el contrario, dijo, “la mano está tendida, tal y como lo dijo el presidente” Negó que este asunto tenga tintes políticos Simplemente “no había otra El procurador no tuvo para dónde hacerse en este caso”, estableció Así mismo, rechazó que esté en riesgo la gobernabilidad del país, ya que en su opinión “gobernabilidad significa aplicar la ley, cumplir con los mandatos de los jueces, con las órdenes de los tribunales, Estado de derecho”

Comentarios