Análisis político: PRI, ganancia de pescadores

martes, 15 de junio de 2004
México, D F, 14 de junio (apro)- El escándalo político en que se han visto envueltos Andrés Manuel López Obrador y los perredistas, junto con Vicente Fox y los panistas, sus acusaciones mutuas y los señalamientos, de nueva cuenta, contra Marta Sahagún y su modesta fundación Vamos México, han borrado del mapa político al PRI Así, mientras los panistas y López Obrador concentran los reflectores, Roberto Madrazo, que por si no lo recuerdan es presidente nacional del PRI, Emilio Chuayffet Chemor y la propia Elba Esther Gordillo, toman aire, se posicionan políticamente y mantienen un bajo perfil, lo que les ha permitido estar fuera de combate pero dentro de la lucha rumbo al 2006 Un ejemplo, mientras todo mundo se ocupa y preocupa sobre el posible desafuero de Andrés Manuel, nadie repara en Emilio Chuayffet, el coordinador de la fracción del PRI, quien cada día toma más fuerza al interior de su partido; incluso hay quienes sostienen que le ha ganado la partida a Manlio Fabio Beltrones, principal operador político de Madrazo en la Cámara de Diputados Como se recordará, Chuayffet llegó a la coordinación gracias a los votos de los diputados del Estado de México, pero principalmente al movimiento que los legisladores oaxaqueños atizaron contra la maestra Elba Esther Gordillo Aunque no se esperaba propiamente una manipulación de Chuayffet, sí que el mexiquense hiciera equipo con Beltrones y Madrazo Pintado Pero Chuayffet, de nuevo con el poder en sus manos, ha logrado posicionarse entre sus diputados Por otro lado, a la vez que los medios de comunicación siguen de cerca el problema “El Encino”, “Paraje San Juan”, el caso Ahumada, la renuncia del panista Felipe Calderón, los comentarios un tanto iracundos del dirigente del PAN, Luis Felipe Bravo Mena --quien llamó al jefe de gobierno capitalino “aprendiz de dictador mesiánico”--, el dirigente nacional del PRI, otro que desea la candidatura presidencial para el 2006, se mantiene agazapado, atrincherado en un partido en el que nadie repara Por supuesto que los priistas están contentos por las ofensas y acusaciones entre López Obrador y el aparato de Estado, mientras tanto Madrazo recorre ciudades, reacomoda sus piezas y se da el lujo de tener entre sus manos el futuro político de López Obrador en la Cámara de Diputados Nadie supo, por ejemplo, de la negociación entre Chuayffet y el coordinador del PRD, Pablo Gómez, para que el caso René Bejarano se retrasara lo más posible en la Sección Instructora de la Cámara de Diputados, mientras el del jefe de gobierno capitalino sigue subiendo como la espuma También pocos saben de las negociaciones que la maestra Elba Esther Gordillo está tratando de establecer con los gobernadores antimadracistas, y mucho menos las maniobras del dirigente nacional del PRI para no perder terreno ante sus correligionarios Por todo esto, hasta este momento, el único ganador de las diputas políticas e ideológicas que estamos viviendo es el PRI y sus miembros, por lo que no estaría mal volver un poco la vista hacia el tricolor, a fin de descubrir cómo jugará sus cartas en el momento que le corresponda ser el centro de las discusiones

Comentarios