Reubican en Chiapas a 25 familias de una reserva ecológica a otra

miércoles, 14 de julio de 2004
* Dejan Montes Azules para asentarse a la zona arbolada del ejido Absalón Castellanos Tuxtla Gutiérrez, Chis , 13 de julio (apro)- Paradójicamente, los gobiernos federal y estatal, “reubicaron” a las 25 familias indígenas de Montes Azules a otra reserva ecológica que conservaban campesinos del ejido Absalón Castellanos, una de las de pocas áreas arboladas que les quedaban, a cambio de que la Secretaría de la Reforma Agraria (SRA) les regularice el resto de sus predios, denunció Miguel Ángel García, activista ambiental, coordinador del organismo no gubernamental Maderas del Pueblo Del Sureste Según el activista que hizo un monitoreo en el nuevo asentamiento humano de “reubicados”, “la gente de Santa Martha está medio mareada con tanto apoyo y tanto halago” No es para menos, pues les pagaron todo lo que tenían en Montes Azules --milpas, frutales, bestias, gallinas, puercos y hasta los pericos--; los trasladaron en cinco helicópteros con toda la familia y sus ropas desde el corazón de la selva Lacandona hasta lo que ahora es su nuevo hogar García señaló que a los pobladores les construyeron 25 casas de madera de pino tratada –“de esas preconstruidas que fabrican en Teopisca”--; las llevaron en trailers hasta el nuevo asentamiento durante nueve horas de viaje “Cada casita costó 75 mil pesos, más flete (Teopisca- Santa Marta)”, agregó El activista narró que le pusieron a cada casita, “una letrina abonera, pero ya preconstruida industrialmente, como de plástico (parecen cohetes lunares)”; les construyeron un parque de juegos infantiles (muy "alternativos" de bambú) y una casa ejidal” En tanto puedan sembrar y cosechar los gobiernos estatal y federal, se comprometieron a darles maíz, fríjol y despensa; así también, les abrieron un camino especial desde Absalón Castellanos hasta el centro del poblado Según el activista, en comparación con el abandono en que se encontraban en Montes Azules, las familiares reubicadas están “mareadas con tanta belleza” Consideró que el gobierno se quiere lucir con un pueblo "modelo, pa’que sirva de anzuelo a los demás poblados de Montes Azules y traerlos para que piquen el anzuelo y acepten salirse” Dijo que si lo que se ha gastado sólo para este poblado se multiplicara por 40 –el número de comunidades irregulares dentro Montes Azules-, costaría “un dineral reubicarlos a todos” “Empezando por la tierra misma: a Santa Martha le dieron 503 hectáreas para 25 familias: 20 en promedio por jefe de familia Aunque dicen que individualmente sólo van a ser 4 hectáreas, porque las otras 400 serán de uso común Pero lo que es grave, según García, es que las 503 hectáreas las consiguió SRA quitándoselas al ejido Absalón Castellanos, a cambio de regularizarles el resto de las tierras Según pudo investigar el activista, esas 503 hectáreas expropiadas al ejido Absalón Castellanos están consideradas como reserva ecológica; y era una de las pocas áreas arboladas que quedan en toda la zona “Así que a ver quién entiende la lógica: sacan a los de San Francisco por deforestar la reserva Montes Azules y los llevan a la reserva ejidal de Absalón Castellanos, donde, ahora van a tener que tumbar selva otra vez para poder sembrar”, señaló García El activista pudo documentar que la SRA sigue buscando más excedentes de tierras ejidales o nacionales en toda la región de Marqués de Comillas Intentó ya comprar otras 500 hectáreas de reserva ecológica al ejido Santa Rita, pero la asamblea se negó a vender su selva comunal Ante la propuesta, los campesinos de Santa Rita, le propusieron a la SRA que compre las parcelas sólo a aquellos ejidatarios que quisieran vender en lo individual, pero la dependencia se negó con el argumento que el precio estaba muy elevado --3 mil 500 pesos por hectárea

Comentarios