Reprueban expertos lucha contra el narco

miércoles, 22 de junio de 2005
México, D F, 21 de junio (apro)- El escenario de violencia que viven algunas regiones del país es uno de los efectos no deseados de una política antidrogas mexicana "no sustentable", que enfocó toda su energía en la captura de algunas cabezas del narcotráfico, pero no impulsó reformas a los sistemas de seguridad, de justicia y carcelario, opinó el académico Jorge Chabat "Eso es el fenómeno de la cenicienta, que llega al baile y aparenta ser una dama de alcurnia en una carroza, pero a las 12:00 de la noche, la cenicienta sigue siendo la cenicienta, es decir, el gobierno mexicano en el campo del combate a las drogas, sigue siendo el mismo gobierno mexicano", opinó durante la presentación del libro Drogas y democracia en América Latina: El impacto de la política de Estados Unidos, coordinado por el organismo civil Washington Office on Latin America "No es una política sustentable, porque sólo se enfocó la energía en atrapar a los capos, pero todo lo demás sigue funcionando igual de mal, por ello vemos el escenario actual de violencia que no puede controlar el gobierno mexicano", dijo Chabat, profesor investigador de la División de Estudios Internacionales del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE) A su vez, Luis Astorga, sociólogo de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y director de la Cátedra UNESCO sobre tráfico de drogas, señaló que la ejecución de Rodolfo Carrillo Fuentes, hermano del actual y el anterior jefe del cartel de Juárez, el 11 de septiembre pasado, en Culiacán, Sinaloa, marcó la pugna de las organizaciones de Joaquín "El Chapo" Guzmán y de Vicente Carrillo "Esa ejecución representa la primera escisión en más de una década de esa coalición de capos sinaloenses, y va contra esa cohesión que los había caracterizado", dijo Astorga apuntó que "la ejecución de Rodolfo Carrillo marcó una nueva división, pero aún no se tiene mayor claridad acerca de los bloques de poder dentro de la alianza sinaloense; al parecer Guzmán llevaría la delantera en la disputa por el liderazgo de las bandas sinaloenses y se le habrían unido Ismael "El Mayo" Zambada, Juan José "El Azul" Esparragoza, Ignacio Nacho Coronel y los Hermanos Beltrán Leyva Y en esa lucha por la hegemonía del negocio de fármacos ilícitos, las ejecuciones son un indicador Precisó que esta lucha a distintos niveles del negocio del narcotráfico, es de bandas o bandos en confrontación abierta, al igual que en el campo político, donde los árbitros han desaparecido y tienen dificultad para imponerse como autoridad suprema En opinión de Astorga, sin la mediación estructural de representantes clave del poder político-policíaco, al estilo de la desaparecida Dirección Federal de Seguridad o de la Policía Judicial Federal, para tutelar o contener a amigos o enemigos en ese negocio ilícito, la lucha por la hegemonía en el campo de tráfico de fármacos ilegales en un contexto de alternancia política, sin mediadores conocidos y de peso entre los dos campos, ha dado lugar a un uso frecuente de la violencia extrema entre las bandas y contra representantes del Estado en las corporaciones policiales Así mismo, también entre traficantes de menor tamaño, sobre los cuales los de mayor peso, al igual que las instituciones estatales, no parecen ejercer un control eficaz En el terreno de la intervención militar en la lucha antidrogas, Astorga señaló que después de la Operación Cóndor en los 70, los militares mexicanos no habían tenido un papel tan preponderante, hasta ahora, que logró la captura de varios miembros de las organizaciones más importantes del tráfico de droga, lo cual representó un desplazamiento, de facto, de la autoridad de la PGR, todo ello sin modificación del marco legal, sólo por la voluntad presidencial Señaló que "México Seguro" muestra la falta de estrategia de mediano y largo plazo de investigación, de inteligencia y el fortalecimiento de las instituciones policiales y de procuración de justicia mexicanas, con lo cual el estado de excepción pretende convertirse en normalidad Criticó que el precandidato del PAN, Santiago Creel, proponga una policía militar para combatir el mercado de las drogas, cuando de facto la Sedena ya cumple esas funciones Así mismo, reprochó que el gobierno haya comprado la idea de que las situaciones de Colombia y México son intercambiables y que un "clon del Plan Colombia" sea la solución para nuestro país Consideró que las fuerzas armadas corren el riesgo de la corrupción y de ser el espacio de articulación de fuertes intereses relacionados con el tráfico de drogas, que desplazarían su centro de gravedad del campo de la vieja estructura política al de las fuerzas armadas y otros cuerpos de seguridad integrados por militares

Comentarios