Niega la CEM recibir dinero del narcotráfico

martes, 24 de octubre de 2006
Saltillo, Coah , 23 de octubre (apro)- En nombre de la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM), su tesorero, el obispo de Piedras Negras, Alonso Garza Treviño, aseguró que "ni cinco centavos ha ingresado a la Iglesia" provenientes del narcotráfico La negativa del obispo Garza Treviño cobra notoriedad en él, pues en abril de 2004, luego de una devastadora inundación que borró del mapa la comunidad de Villa de Fuente, cercana a Piedras Negras, él mismo fue el encargado de distribuir ayuda a miles de damnificados, proveniente de un singular donante: Osiel Cárdenas Guillén, feje del cartel del Golfo, preso en el penal de La Palma, en el Estado de México Aún más: Garza Treviño, titular de la fronteriza curia, ha sido severamente cuestionado por la ostentosa construcción de una catedral y un edificio para albergar el Obispado, con recursos ilimitados ?lo que se considera extraño en una diócesis recién creada-, además de enfrentar un litigio por la propiedad irregular de las tierras escogidas para sus construcciones Entre sus acciones durante los cinco años que lleva al frente de la Diócesis, Garza Treviño ha organizado festivales del Día del Niño, donde se reparten regalos con una tarjeta de salutación que reza: "Con los atentos saludos de Osiel Cárdenas" Fue justamente en la inundación de Villa de Fuente, donde Garza Treviño se dio a conocer, pues, inclusive, fue denunciado por el desvío de 750 mil dólares, enviados como ayuda a los damnificados, quienes aseguran que jamás recibieron el envío Interrogado respecto a sus declaraciones y los antecedentes de su desempeño, el obispo Alonso Garza, apodado aquí "el padre Loncho", intentó explicar que la ayuda enviada por el jefe del cártel del Golfo, no era para la Iglesia, sino para los feligreses damnificados, además de que todo fue una confusión, pues el trailer en que se transportaban los artículos, se estacionó afuera de una Iglesia Entonces adoptó nuevamente su carácter de tesorero de la CEM, para decir que él, por el puesto que ocupa en la jerarquía católica, sabe muy bien que en las arcas del organismo jamás ha entrado dinero del narcotráfico y luego, reconoció que hay delincuentes que son creyentes y piden sacramentos, por lo que algunos sacerdotes de pueblo les aceptan sus dádivas, pero insistió en que no es una política de la Iglesia ni se financia mediante la delincuencia organizada Alonso Garza, además de los supuestos vínculos con el narcotráfico, ha sido denunciado por la protección que brinda a sacerdotes adúlteros y dado innumerables muestras de relación con elites del poder político y del dinero En los días posteriores a la tragedia de Pasta de Conchos, por ejemplo, defendió a los dueños de la mina, Grupo México, y pidió a los deudos que perdonarán, llamándolos a la reconciliación, ganándose además la animadversión de varios de sus sacerdotes, que buscaron a Raúl Vera, el obispo de Saltillo, para que diera cauce a las quejas e información obtenida entre los deudos de las víctimas

Comentarios