Disputa por tierras entre comunidades indígenas de Hidalgo

martes, 12 de diciembre de 2006
Pachuca, Hgo , 11 de diciembre (apro)- La ocupación "ilegal" de 300 hectáreas de tierras tiene enfrentadas a las comunidades indígenas de Capula, Jagüey Capula, San Pedro, Mirador y La Huerta, pertenecientes al municipio de Ixmiquilpan Un grupo de mujeres de Capula acusó a sus vecinos de las poblaciones de Jagüey Capula, San Pedro, Mirador y La Huerta, de haberse apropiado indebidamente de un predio de 300 hectáreas, y demandó desalojarlos al gobierno del estado, con la amenaza de que, en caso contrario, habrá violencia El conflicto se inició hace mes y medio, cuando habitantes de las Jagüey Capula, San Pedro, Mirador y La Huerta ocuparon esas tierras, amparados en una constancia de propiedad Sin embargo, María Asunción Jagui, vecina de Capula, dijo que ellos tienen las escrituras originales debidamente notariadas, por lo que llamó al gobierno del estado a desalojar a los invasores Aseguró que, desde hace seis meses, el hecho fue denunciado ante las autoridades municipales, encabezadas por el edil Manuel Guerrero, quien sólo ha enviado a una patrulla a realizar rondines en la zona Añadió que han sido amenazados por sus vecinos, encabezados por los delegados de Jagüey Capula, La Huerta y El Mirador, Margarito González, Sergio Hernández y Maximiliano "N", respectivamente Marcelino Capula, subdelegado de Capula, dijo que éstas personas se han dedicado a engañar a incautos con la promesa de conseguirles tierras donde vivir y cultivar, lo que es una trampa, debido a que no cuentan con las escrituras legítimas El problema se agravó debido a las amplias extensiones de tierra sembradas por los presuntos invasores Señalaron que, si no intervieven las autoridades, destruirán esos cultivos, y añadieron que las tierras en disputa fueron comprada por ellos hace casi un año, por lo que no existe otro propietario El problema afecta a unas cinco mil personas de la región, quienes pagaron mil pesos por un lote de mil pesos

Comentarios