"Hansel y Gretel"

lunes, 22 de mayo de 2006
México, D F, 22 de mayo (apro)- Hasta años recientes en los que se ha buscado popularizar a figuras del mundo operístico a través de la televisión y conciertos masivos, la ópera ha sido un arte lejano de los grandes públicos Incluso, para muchos jóvenes y niños resulta una propuesta anacrónica y aburrida Más allá de los argumentos que puedan existir a favor o en contra de esta postura, resulta interesante el trabajo que realiza Divàdlo, joven compañía multidisciplinaria mexicana que ha roto tabúes respecto de la ópera, al acercar éste arte a niños, jóvenes e, incluso, adultos que ni siquiera la habían escuchado nombrar en su vida o que la rechazaban de principio Hasta el momento, Divàdlo ha realizado tres montajes que, entre otros elementos, ponen énfasis en la teatralidad de estas obras: "La princesa Turandot", adaptación de la ópera de Giacomo Puccini; "El rey Nabucco", adaptación de la ópera de Giuseppe Verdi, y actualmente presenta en el Teatro Jiménez Rueda "Hansel y Gretel", espectáculo basado en el libreto de la ópera de Engelbert Humperdinck, con base en el célebre cuento de los hermanos Grimm Uno de los objetivos de Divàdlo es acercar a los niños a la ópera sin aburrimiento o falta de comprensión "Queremos demostrarles que es un espectáculo entretenido y creo que así lo han asimilado Muchos niños salen de las funciones tarareando la música y las canciones Ha sido paso a paso, pero creo que vamos por buen camino", comenta Benjamín Barios, director de la compañía "El formato que planteamos es mucho más entretenido que la ópera tradicional para captar la atención de los niños y demostrarles que es todo lo contrario a lo que se imaginaban Si quisiéramos ofrecerles la ópera como tal, cualquier niño se aburriría, porque incluso hay adultos que se aburren con ella Por eso, el formato ayuda mucho para que adultos y niños tengan mayor accesibilidad al evento operístico", agrega Benjamín Barrios En el caso de "Hansel y Gretel", Divàdlo recurre a elementos como el clown, máscaras, títeres y, como en sus producciones anteriores, los objetos forman parte fundamental de la puesta en escena El trabajo de clown está presente a través de dos personajes incidentales de la ópera original: el Duende de Arena y el Enano del Rocío que, en la adaptación de Haydee Boeto, se convierten en el hilo conductor de la historia como punto de vista externo a la situación que vive el resto de los personajes, a través de elementos como el grotesco y la máscara La puesta en escena excluye aspectos estéticos del folclor alemán y las galletas de jengibre; dice adiós a los colores pastel y da la bienvenida a una gama cálida y terrosa, además de jugar con escobas, sombrillas, telas y cajas Tal vez se extrañe la casa comestible de la bruja, la cual es remplazada por una monumental caja de regalos con aspecto brillante y colorido, que pasa de caja de sorpresas o caja musical a caja de Pandora Eliminan también los pasajes cargados de preceptos religiosos, para quedarse con una versión lúdica, en la que la escoba, principal fuente de trabajo para la familia de "Hansel y Gretel", cobra un papel relevante por su uso extracotidiano en escena, ya sea como pilar, puerta o ventana de la humilde choza de los protagonistas, así como visiones que amenazan o protegen a los pequeños en el bosque En "Hansel y Gretel" actúan: Alejandro Arce, Diana Hernández, César Rodríguez, Verónica Contreras, Marcela Castillo y Anik Pérez La escenografía e iluminación son de Anabel y Oscar Altamirano; el vestuario, títeres y utilería, de Teresa Alvarado y Benjamín Barrios Las funciones se realizan sábados y domingos a las 12:30

Comentarios