Acumula el ISSSTE otra recomendación de la CNDH

martes, 4 de noviembre de 2008
MEXICO, D F, 3 de noviembre (apro)- La Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) envió recomendación ?la número 53/2008--, a la dirección general del ISSSTE por presuntas violaciones a las garantías individuales en agravio de Isela Alejandra Álvarez Moreno Y es que a dicha mujer se le practicó un legrado en el Hospital Regional "Presidente Juárez", en Oaxaca de Juárez, Oaxaca, y al tratar de recuperar el producto, las autoridades hospitalarias le dijeron que había sido "extraviado" y, posteriormente, reconocieron que fue "robado" el contenedor en el que había sido depositado La CNDH solicitó la reparación del daño y proporcionar a la agraviada auxilio psicológico, así como dar vista al Órgano Interno de Control en dicho instituto, apoyar la investigación del Ministerio Público estatal y adoptar las medidas para garantizar el respeto al manejo de los productos derivados de abortos El pasado 2 de abril, la señora Álvarez Moreno acudió a ese hospital debido a complicaciones en su embarazo Al día siguiente le fue practicado un legrado y dos días después fue dada de alta Al solicitar la entrega del producto, le respondieron que, al tener apenas 18 semanas de gestación, no era posible entregárselo Posteriormente, le indicaron que se lo darían tras los trámites para obtener el certificado de defunción, lo que realizó Sin embargo, el médico encargado le indicó que el producto estaba extraviado, por lo que el 5 de abril se inició el acta respectiva ante el Ministerio Público de la Procuraduría General de Justicia del estado de Oaxaca Ese día, el señor Javier Álvarez Moreno, hermano de la afectada, interpuso una queja ante la Comisión para la Defensa de los Derechos Humanos del Estado de Oaxaca, que fue enviada al organismo nacional por razones de competencia jurídica En la investigación de la CNDH quedó establecido que el producto de la gestación fue recolectado en un contenedor plástico con formol y etiquetado con su nombre Sin embargo, fue enviado al cuarto de médicos del servicio de Ginecología, cuando debió hacerse llegar al servicio de Patología, área encargada de la conservación, custodia y estudio posterior de los productos La CNDH afirmó que, en este caso, se violó la Ley General de Salud, así como su Reglamento, relativos a que los cadáveres no pueden ser objeto de propiedad y siempre serán tratados con respeto, dignidad y consideración, así como que el destino final de éstos, su conservación permanente, inhumación o desintegración, se harán en las condiciones sanitarias contempladas en la normatividad Para la CNDH, el destino del cuerpo afecta directamente a los familiares y su situación jurídica Dijo que el ocultamiento e falta de respeto de los restos mortales los priva del ritual fúnebre y los afecta íntimamente

Comentarios