Influenza: 780 decesos y 67 mil 221 contagios

jueves, 17 de diciembre de 2009

MÉXICO, D.F., 17 de diciembre (apro).- A 72 horas del inicio del invierno, el número de decesos por el virus de influenza A/H1N1 se elevó a 780, mientras que de casos confirmados aumentó a 67 mil 221.
Según el último reporte de la Secretaría de Salud, el virus sigue presente en todo el territorio nacional, aunque las entidades con mayores casos registrados son: Distrito Federal, con siete mil 593; San Luis Potosí, con cuatro mil 170; estado de México, cuatro mil 79, y Jalisco, con tres mil 919 casos.
Las autoridades sanitarias esperan un rebrote del virus en la temporada invernal.
    A nivel mundial, el número de contagios ha empezado a descender aunque  la Organización Mundial de la Salud (OMS) estimó “prematuro” anunciar que la pandemia ha terminado.
“Es demasiado pronto para dar ese anuncio”, aclaró el asesor especial de la OMS y experto en pandemia de influenza, Keiji Fukuda, quien añadió que aún se observa una intensa actividad del virus en varios países.
En declaraciones a la prensa, el asesor especial de la OMS, Keiji Fukuda, dijo que a pesar de que en algunos países la pandemia llegó a la cima y el número de casos va en descenso, todavía se registran altos niveles de actividad en naciones como Francia, Suiza, República Checa, Kazajstán y Rusia, entre otros.
Señaló que a pesar de que en países como Estados Unidos la actividad de la influenza humana ha llegado a la cima, lo cual es inusual respecto de la influenza estacional, aún pudiera presentarse una nueva ola de casos, ya que todavía faltan algunos meses para que se termine el invierno.
“La gran pregunta que tenemos delante de nosotros es si se presentará otra ola de actividad al final del invierno o al inicio de la primavera, y la respuesta en este momento es que simplemente no tenemos esa respuesta, eso no lo podemos predecir”, reconoció Fukuda.
A ocho meses de declararse la pandemia, Fukuda subrayó que es un evento de características globales y que la OMS vigila muy de cerca su desarrollo, pero sobre todo ofrece su apoyo y asesoría a los países más vulnerables.
Fukuda reiteró que dar por terminada una pandemia no se debe tomar a la ligera, “no es algo que se termine en el transcurso de una noche”, será necesario contar con la opinión y evaluación de científicos y expertos para poder dar este tipo de anuncio.
En lo que se refiere al índice de mortalidad de la pandemia, que asciende ya a 9 mil 596 defunciones, mencionó que de momento no se puede hacer una comparación con la gripe estacional.
El número de muertos por el virus A/H1N1 asciende a cerca de 10 mil, confirmados en laboratorio, pero esto no refleja la cifra real, la cual probablemente es mayor, pero se necesitará un año para hacer un estudio más completo, agregó.
Y la tasa de mortalidad de la gripe estacional, dijo, se calcula con estadísticas, no con casos en laboratorio, es por ello que no se puede hacer una comparación frontal.