Exhorta la CEM a sus feligreses a defenderse de mafias delictivas

lunes, 20 de abril de 2009
MÉXICO, D F, 20 de abril (apro)- La Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) exhortó a los fieles a defenderse de las "mafias delictivas" del narcotráfico que, a su juicio, han generado una "espiral de violencia" en el país
Durante la inauguración de la 87 Asamblea Plenaria, monseñor Carlos Aguiar Retes, presidente de la CEM, señaló:
"Como un esfuerzo de sobrevivencia se justifica defendernos de los injustos agresores, de mafias delictivas que han caído en la tentación de siempre; obtener dinero y poder para su pequeño grupo, dejando de lado a los demás prójimos que solamente utilizan según sus intereses"
En la homilía ofrecida en la Basílica de Guadalupe y rodeado por los demás obispos y arzobispos del país que concelebraron con él, Aguiar Retes añadió que estas mafias han generado "una espiral de violencia que parece no tener final, con ello el anhelo de justicia y paz pareciera un deseo imposible de lograr"
El máximo líder de la jerarquía católica del país indicó que es posible "enderezar la rama torcida" y "obtener la justicia y la paz", y se preguntó:
"¿Cómo puede renacer un país que estando ya tan habituado a convivir con la corrupción? ¿A caso puede, por segunda vez, entrar en el vientre de su historia y volver a nacer?"
Ante una Basílica de Guadalupe atiborrada de fieles que participaron en la celebración con los obispos del país, Aguiar Retes agregó:
"Los obispos estamos convencidos que la Iglesia católica en México debe intensificar su positiva presencia en la sociedad para reconstruir y fortalecer el tejido social, debe formar a los católicos y acompañarlos orgánicamente desde la parroquia y la diócesis"
El foco de atención en la Asamblea fue monseñor Héctor González Martínez, arzobispo de Durango, quien el pasado viernes 17 señaló que el fugitivo narcotraficante Joaquín Guzmán Loera El Chapo, vive tranquilamente en ese estado, sin que las autoridades judiciales hagan algo para capturarlo
"Todos saben que vive en Durango, menos las autoridades", señaló monseñor González, quien por su pronunciamiento levantó polémica
De esta manera se inició la 87 Asamblea Plenaria del Episcopado, en la que los más de 100 obispos del país debatirán el grave problema al que se enfrentan las miles de parroquias de México, que han visto disminuir su feligresía de una manera alarmante
En la homilía Carlos Aguiar Retes, en nombre de los obispos, señaló: "Nos proponemos discernir el camino de renovación pastoral de las parroquias Tenemos una intención bien definida de renovar las parroquias y hacerlas lugar de encuentro con Jesucristo"
La asamblea de obispos que se inauguró hoy, continuará en la sede del Episcopado, ubicada en Lago de Guadalupe, Estado de México, y concluirá el próximo viernes 24

Comentarios