Calderón: México pondrá en órbita tres nuevos satélites

lunes, 4 de octubre de 2010

GUADALAJARA, Jal., 4 de octubre (apro).- El presidente Felipe Calderón anunció que el gobierno federal pondrá en órbita tres nuevos satélites que ayudarán en las labores de seguridad del país y al aprovechamiento de la “banda L”.
    Durante la inauguración de la XVIII Conferencia de Plenipotenciarios de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), Calderón explicó que los tres nuevos satélites también servirán “para potenciar el mercado de telecomunicaciones” y llevarlo a las comunidades más remotas y de difícil acceso.
De acuerdo con el secretario de Comunicaciones y Transportes, Juan Molinas Horcasitas, los tres nuevos satélites costarán al gobierno mexicano entre 1,200 y 1,500 millones de dólares; y se espera que comiencen a operar a finales de la actual administración.
    El mandatario afirmó que su gobierno está comprometido en que todas las personas tengan acceso a las telecomunicaciones.
“Para ello hemos tomado varias medidas para impulsar el mercado de las telecomunicaciones, y ofrecer servicios de mayor calidad y a menor precio. La estrategia del gobierno mexicano, la hemos llamado la ‘Estrategia de las tres C’: cobertura, competencia y convergencia tecnológica”, indicó.
Con relación a la polémica que se generó por la  entrega del espectro de telefonía móvil de tercera generación y de banda ancha, (conocida como Licitación 21) a Nextel-Televisa, Calderón Hinojosa dijo que la concesión y licitación de las bandas 1.7 y 1.9 megahertz “se han cuidado diversos aspectos, pero quizá el principal avalado por la Cofetel es el fortalecimiento del mercado y de la competencia y de barreras de entrada en la competencia por telecomunicaciones en México”.
Recordó que por estas concesiones el gobierno federal recibió ingresos por 5 mil millones de dólares.
Además, Calderón Hinojosa dijo que se está negociando con los concesionarios de la banda 2.5 para convertirla en una proveedora de “Wimax” en el país, con lo se potenciaría el acceso de servicio de internet.
El presidente tuvo que improvisar al inicio de su discurso puesto que no aún no se lo habían entregado, por ello habló sobre los atractivos de Jalisco, y recordó que de esta tierra es originaria la Miss Universo, Ximena Navarrete, así como el futbolista del Manchester United, Javier, Chicharito, Hernández.
Más adelante, el presidente incurrió en un error al confundir cifras. Dijo que en los últimos cinco años el número de usuarios de telefonía móvil era de 45  por cada 100 mil habitantes y “se pasó a 80 usuarios por cada 100 mil habitantes en este año, con lo cual hemos superado la meta que teníamos para el 2012”. Después corrigió y dijo que se trataba de 45 usuarios por cada 100 habitantes, con lo cual “el mercado de telefonía móvil creció en un 80%”.
Sobre el uso del internet mencionó que el número de usuarios creció en los últimos cinco años en 60%, puesto que antes eran 17 usuarios por cada 100 habitantes, y en este año existen 27 por cada 100.
Acompañaron al presidente, entre otros, el gobernador de Jalisco, Emilio González, la secretaria de Relaciones Exteriores, Patricia Espinosa, y el  alcalde tapatío Aristóteles Sandoval, así como el secretario de la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT), Hamadoun Touré, quien destacó que se debe trabajar en el manejo de los recursos y la mejora en la calidad de vida de las personas gracias a las telecomunicaciones.
La UIT coordina el compartimiento del espectro radioeléctrico en el mundo, promueve la cooperación internacional en la asignación de órbitas de satélite y procura mejorar la infraestructura de telecomunicaciones en los países en desarrollo.  
En el evento participan más de dos mil personas de 122 países, incluidos 76 ministros, en representación de los gobiernos; el sector privado y de organizaciones regionales e internacionales.
Tras la inauguración del evento, en conferencia de prensa, el secretario de Comunicaciones y Transportes (SCT), Juan Molinar Horcasitas abundó sobre el tema de los nuevos satélites: Dijo que el gobierno federal invertirá entre mil 200 y mil 500 millones de dólares en ellos y que estarían operando al finalizar la actual administración.
    Moplinar explicó que “son un par de satélites gemelos, uno de respaldo de otro que operan con banda L y banda Ku, y un satélite para administración de estos que operen banda C extendida”.
Explicó que estos satélites tendrán funciones, “por un lado, de seguridad nacional, para uso fundamental de los aparatos del Estado, de los órganos de seguridad del Estado Mexicano”.
“Se van a poder obtener telecomunicaciones en todo el territorio nacional, incluyendo la mar patrimonial en condiciones meteorológicas diversas, hasta las más adversas”, destacó.
Finalmente, manifestó que podrán funcionar todo tipo de telecomunicaciones, “tierra-tierra, tierra-aire, tierra-mar, mar-aire, mar-tierra y otras combinaciones”.