México y EU firman plan para prevenir violencia en la frontera

miércoles, 15 de diciembre de 2010

MÉXICO, D.F., 15 de diciembre (apro).- Con el fin de garantizar un flujo seguro de personas y crear una frontera que promueva la seguridad y la competitividad económica, México y Estados Unidos firmaron hoy un plan de acción para prevenir la violencia en la región fronteriza.

El Comité Ejecutivo Bilateral México-Estados Unidos adoptó su Plan de Acción Anual y la Declaración Conjunta para Prevenir la Violencia Fronteriza, que guiará la coordinación en la zona limítrofe de ambos países.

En un comunicado, la Secretaria de Relaciones Exteriores (SRE) dijo que los representantes de ambos países se reunieron por vez primera desde que los presidentes Barack Obama y Felipe Calderón adoptaron la Declaración sobre la Administración de la Frontera Siglo XXI, en mayo pasado.

Como resultado de dicho encuentro, el Comité adoptó el Plan de Acción para los próximos 12 meses, que será revisado y actualizado periódicamente por ambos gobiernos, en seguimiento a la Declaración.

Además, el Comité adoptó la Declaración Conjunta para Prevenir la Violencia Fronteriza, que establece los principios que guiarán la cooperación hacia una frontera segura, donde se faciliten viajes legítimos, comercio y flujos de personas con respeto a los derechos humanos.

Otro de los acuerdos del Comité fue ampliar los programas de viajes y comercio seguros, facilitar el proceso de inscripción, así como su respectivo uso y establecer metas específicas en proyectos de cruce fronterizo.

También, establecer programas piloto para preinspección de cargamentos en ambos países, mejorar la cooperación entre agencias de procuración de justicia y fortalecer el intercambio eficiente y oportuno de información entre ellas.

Se trata de medidas que refrendan el interés común de reestructurar la forma en que se administra la frontera, para fortalecer la seguridad pública, facilitar la entrada de visitantes legítimos, fomentar el turismo y fortalecer los lazos bilaterales.

La SRE dijo que ambos gobiernos “están comprometidos a garantizar el flujo seguro de personas a través de la frontera y comparten una profunda preocupación por acontecimientos en nuestra frontera que resultan en la pérdida de vidas humanas”.

Señaló que “incidentes recientes a lo largo de nuestra frontera común subrayan la urgencia con la que México y Estados Unidos necesitan tomar acciones decisivas para evitar su recurrencia”.

Expuso que “México y Estados Unidos están comprometidos a aplicar la ley cabalmente en todos los casos donde la violencia de cualquier tipo o forma afecte o amenace a los ciudadanos de ambos países”.

Afirmó que “el nivel actual de entendimiento, colaboración y coordinación entre México y Estados Unidos es histórico y sin precedente”.

La dependencia dijo que, durante los últimos 18 meses, “ambos gobiernos han trabajado estrechamente en una amplia agenda de temas, que incluyen mecanismos de comunicación transfronterizos; operación de puertos de entrada; facilitación del comercio y flujos lícitos de personas; intercambio de información; procedimientos de repatriación; operaciones contra el crimen organizado y otros esfuerzos para mejorar la seguridad pública”.

Agregó que “México y Estados Unidos consideran que una cooperación bilateral más profunda es esencial para disuadir la violencia fronteriza, minimizar la necesidad de que agentes federales de México y Estados Unidos recurran a la fuerza letal y asegurar que el uso de dicha fuerza sea consistente con las políticas y estándares de nuestras respectivas dependencias  y se dé en cumplimiento de los instrumentos legales bilaterales y multilaterales de los que México y Estados Unidos son parte”.