La lucha contra el narco "incomprendida": Calderón

miércoles, 10 de febrero de 2010

MÉXICO, DF, 10 de febrero (apro).- El presidente Felipe Calderón alertó contra una mayor violencia si los militares dejan la “guerra” contra narco; esa decisión, advirtió, dejaría a las familias y a la ciudadanía “en las manos sangrientas de los criminales”.
Al encabezar en la base jalisciense de Santa Lucía el 95 aniversario de la Fuerza Aérea Mexicana, Calderón sostuvo que “esa disputa y esa violencia, contra lo que algunos piensan, no se terminaría con el repliegue del gobierno federal y de las fuerzas federales; al contrario, se agravaría con agravantes inadmisibles (sic)”.
A un día de que visite a las familias afectadas por la matanza de un grupo de jóvenes a manos de presuntos sicarios del narcotráfico, Calderón aseguró que “no dejará sola” a Ciudad Juárez, Chihuahua.
La sociedad sabe –puntualizó-- “que cuenta con el apoyo del presidente y de todo del gobierno federal”.
A contrapelo de lo que sostienen las autoridades estatales de Chihuahua, Calderón rechazó tajante que la violencia desatada en Juárez sea consecuencia de la presencia de las fuerzas federales.
En este sentido, afirmó que la lucha contra el crimen organizado ha sido intensa, llena de retos, obstáculos "y, en algunos casos, de incomprensión".
Sostuvo que equivocada o intencionadamente se acusa a las fuerzas federales de ser quienes propicien esa violencia, "pero es al revés", afirmó.
“A quienes quieren ver al país sumido en la violencia, les decimos que los mexicanos les seguiremos haciendo frente con toda la fuerza de la razón y con la fuerza de la ley; a quienes quieren ver al país dividido, hoy les decimos que la sociedad mexicana está unida, decidida y exigente para que se defiendan sus derechos a vivir una vida libre y en paz, y a quienes pretender ver a México claudicar y dar marcha atrás, hoy les decimos que el Estado mexicano es fuerte y se mantiene firme en su empeño, pues cuenta con hombres y mujeres íntegros y valientes que seguirán luchando hasta alcanzar la victoria", enfatizó.
Calderón insistió en que redoblará sus esfuerzos para apoyar a Juárez con algún plan integral que no se reducirá a aspectos meramente policiacos, pues incluirá el desarrollo humano y la educación.