PGJE: dos jóvenes de entre 22 y 28 años, presuntos asesinos de Guajardo

jueves, 13 de mayo de 2010

CIUDAD VICTORIA, Tamps., 13 de mayo (apro).- El gobierno de Tamaulipas solicitó la colaboración de la Procuraduría General de la República (PGR), de la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) y del gobierno de Estados Unidos para dar localizar a dos jóvenes de entre 22 y 28 años de edad que, según testigos, asesinaron al candidato del PAN a la alcaldía de Valle Hermoso, José Mario Guajardo, así como a su hijo y a un sobrino.

El procurador de Justicia de Tamaulipas, Jaime Rodríguez Inurrigarro, reveló que los homicidas del candidato panista habrían sido dos jóvenes que llegaron al negocio de su propiedad donde fue ejecutado, supuestamente preguntando por unos servicios.

Rodríguez Inurrigarro dijo que luego del triple homicidio, los presuntos asesinos huyeron en un automóvil del lujo marca Trans Am. Asimismo, dio a conocer que en el lugar del asesinato fueron encontrados 22 casquillos percutidos calibre 9 milímetros.

Mientras tanto, el líder del PAN en el estado, Francisco Javier Garza de Coss, anunció que el partido replanteará su estrategia electoral, luego del homicidio de su candidato. Sin embargo, subrayó que no suspenderá sus campañas políticas.

Garza de Coss se unió a la demanda de su líder nacional, César Nava, quien en el Distrito Federal, exigió a las autoridades federales brindar protección a los candidatos panistas de Tamaulipas; y agregó que algunos de los aspirantes han recibido amenazas de muerte, aunque se abstuvo de identificarlos.

Al igual que el candidato a la gubernatura de Tamaulipas, José Julián Sacramento, el Comité Directivo Estatal del PAN lamentó la ejecución de Guajardo Varela, de 54 años de edad; de su hijo Luis Mario Guajardo Adame, de 27 años, y de un empleado de su negocio, Fernando Arturo Treviño Martínez, ocurrida la mañana de este jueves en el interior del establecimiento ubicado en la brecha a las Yescas, en Valle Hermoso.

Guajardo Varela es primo de Juan Antonio Guajardo Anzaldúa, quien fuera dos veces alcalde de Río Bravo (una de ellas postulado por el PAN), y quien fue asesinado por integrantes de bandas del crimen organizado el 29 d noviembre de 2007, cuando recién había contendido por tercera ocasión como candidato a Alcalde por las siglas del PT.

“Estamos también pidiendo la intervención de las fuerzas federales sobre todo para garantizar la seguridad de algunos de nuestros candidatos que han sido o puedan ser amenazados”, señaló el dirigente panista en rueda de prensa.

Garza de Coss reconoció que, como ocurrió en los comicios del 2007, el PAN no tendrá candidatos en los municipios de Camargo, Mier, Díaz Ordaz y Guerrero. Además, dijo que también tienen problemas para integrar las planillas para otros ayuntamientos, por el temor que ha generado la inseguridad que vive Tamaulipas.

Dijo que se entrevistó con el Procurador de Justicia del Estado, Jaime Rodríguez Inurrigarro, para exigir una investigación a fondo del asesinato del panista y detener a los responsables.

A su vez, el presidente del Instituto Electoral de Tamaulipas, Jorge Luis Navarro Cantú, descartó que el asesinato del candidato del PAN en Valle Hermoso, Luis Mario Guajardo Varela pudiera afectar el desarrollo de la contienda.

“Nosotros seguimos con nuestra dinámica, esto es un hecho muy la lamentable que definitivamente nos preocupa pero que a la vez no nos detiene tenemos que continuar trabajando con esta encomienda que tenemos con mucha responsabilidad”, expresó.

El funcionario dijo que este instituto continuará con la preparación de la elección, confiando en que  las autoridades correspondientes realicen las investigaciones para esclarecer el homicidio del candidato panista.

Por otra parte, este jueves Roberto Rodríguez Romero renunció a ser candidato del PAN a diputado local por el Distrito IV, con cabecera en Miguel Alemán. Argumentó que “existe una total desorganización y anarquía en la campaña del candidato a la alcaldía”.

El mismo argumento esgrimió el exdiputado federal panista Raúl García Vivián, candidato a diputado por el Distrito 7 de Reynosa, quien renunció a la nominación el lunes pasado, por una supuesta descoordinación con el candidato a la alcaldía, Jesús María Moreno.

García Vivián, quien también fue dirigente municipal del PAN, se destapó ayer como candidato a la alcaldía por las siglas de Convergencia.

Rodríguez Romero reconoció que ha tenido pláticas con García Vivián, quien le ha propuesto contender, también por Convergencia: “No voy a negarlo me han invitado, es más, también el ingeniero Raúl García Vivian me invito a Convergencia, pero eso,  lo estoy valorando.”

Comentarios