No hay vuelta atrás en la lucha contra el narco: SRE

miércoles, 30 de junio de 2010

MÉXICO, D.F., 30 de junio (apro).- La titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores (SRE), Patricia Espinosa, advirtió que el gobierno de Felipe Calderón no dará marcha atrás en la lucha contra el narcotráfico.
    Al encabezar la presentación del Informe Mundial sobre Drogas 2010 de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODD), en el salón José María Morelos de la Cancillería, Espinosa reconoció que el costo del combate contra el crimen organizado ha sido y seguirá siendo alto para la sociedad.
“Cada vida que se pierde en esta lucha es motivo de indignación, de enojo, de rechazo y de tristeza, pero también ratifica nuestra convicción de que no puede haber marcha atrás en este esfuerzo dirigido a defender la salud y la seguridad de los mexicanos”, agregó.
Sobre el informe de la UNODD, la funcionaria federal señaló que es “un punto de referencia importante sobre los alcances de las estrategias globales contra la delincuencia organizada transnacional y contribuye al seguimiento del progreso en los esfuerzos individuales y colectivos de todos los países contra el crimen organizado”.
El gobierno de México, agregó, ha entendido que el problema mundial de las drogas “constituye una amenaza multidimensional y de carácter transnacional que no puede ser ignorada”, por ello, dijo, emprendió una estrategia de combate frontal, integral y de largo aliento que emplea la fuerza de las instituciones del Estado.
Y, atendiendo al llamado que ayer hizo el presidente Felipe Calderón, en el sentido de formar un frente común contra el narcotráfico, Espinosa manifestó que “el desafío del crimen organizado exige una respuesta unitaria y eficaz de todos los actores”.
Este problema, insistió, “nos obliga a actuar con visión de Estado, sumando todas las voluntades para generar un ambiente de colaboración, un clima en el que, sin menoscabo de los diferentes puntos de vista que tenemos, encontremos los consensos necesarios en lo esencial y que prevalezca, finalmente, el interés nacional y, mediante la cooperación entre las naciones, el interés mundial”.
De acuerdo con la titular de la SRE, a nivel mundial existe claramente una grave carencia de instalaciones para el tratamiento de las adicciones. Eso, detalló, significa que en 2008 alrededor de 20 millones de adictos a las drogas no recibieron tratamiento, lo que constituye un serio obstáculo para reducir la demanda y, en consecuencia, la expansión del crimen organizado.
Según Espinosa, el informe 2010 de la ONUDD destaca el compromiso político y los esfuerzos instrumentados por Calderón para combatir al narcotráfico, “y reconoce los avances alcanzados hasta el momento, tanto en materia de interceptación de cargamentos ilícitos, como por cuanto hace a controles internos y detención de cabecillas”.
Además, añadió, reconoce que los niveles de violencia que se observan en México son resultado del enfrentamiento entre grupos rivales para conservar su influencia en el mercado y controlar las rutas de tránsito hacia Estados Unidos.

Comentarios