Avanza en la Corte amparo a favor de sobrecargos de Mexicana

lunes, 23 de agosto de 2010

MÉXICO, DF, 23 de agosto (apro).- La Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) aplazó su fallo sobre la solicitud de amparo que promovió la Asociación Sindical de Sobrecargos de Aviación de México (ASSA) en contra de Mexicana de Aviación, aunque una mayoría de seis ministros se pronunció a favor de amparar a los trabajadores.
De esa manera, se determinó desechar el proyecto elaborado por el ministro José Ramón Cossío Díaz para “aterrizar” en qué considerandos se concederá la protección a los empleados.
José de Jesús Gudiño Pelayo será el nuevo ministro ponente sobre el asunto, quien contará con un plazo de diez días para poner a consideración del pleno el nuevo estudio, para que éste sea discutido y votado.
El presidente de la SCJN, Guillermo I. Ortiz Mayagoitia, y Sergio Salvador Aguirre Anguiano, se opusieron de manera tajante al proyecto y lograron convencer con sus argumentos a la minoría para retrasar el veredicto sobre este pleito que data desde 2007.
Aguirre Anguiano expresó que el derecho primigenio de los trabajadores es tener trabajo, pero todas sus demás prerrogativas pueden claudicar para salvar a una empresa.
Por otra parte, un juez federal otorgó hoy 25 medidas precautorias a Mexicana para que las autoridades le permitan seguir adquiriendo turbosina sin afectar sus operaciones.
El ‘blindaje’ a la aerolínea también impide a Banorte y el Banco Nacional de Comercio Exterior (Bancomext) ejercer derechos de cobro sobre los pagos recibidos por la aerolínea por operaciones con tarjeta de crédito y por medio de agencias de viajes.
Tenedora K, la nueva propietaria de Mexicana, fue la que solicitó las medidas de protección a Felipe Consuelo, juez decimoprimero de distrito en materia civil.
En la resolución “se ordena a Aeropuertos y Servicios Auxiliares y a Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano no obstaculicen o impidan la compra de combustible indispensable para que las aeronaves puedan seguir volando”.
El juez también autorizó a Tenedora K para otorgar a Mexicana créditos sin intereses, garantizados sólo con bienes muebles o inmuebles.
Versiones de prensa señalan que Tenedora K inyectó unos 3 millones de dólares de capital fresco a la empresa, que hoy suspendió 30 vuelos y en su demanda de concurso reconoció pasivos por 15 mil 75 millones de pesos, de los que 6 mil 352 millones son créditos vencidos.
Las otras 23 medidas cautelares son para proteger a Mexicana de Banorte y Bancomext, sus principales acreedores.
La aerolínea debe a Banorte unos mil 572 millones de pesos de un crédito contratado en abril de 2008, que está garantizado con fideicomisos instituidos en HSBC y el banco Inter National de McAllen, mientras que a Bancomext le debe 992 millones, garantizados con un fideicomiso en Nafin.
Por cierto, el fideicomiso en Nafin también tiene en su patrimonio nueve aviones Airbus A320-231 y un terreno en Tuxpan, Veracruz.
El juez también ordenó a las autoridades que no revoquen la concesión o los permisos de vuelo de las aeronaves de Mexicana, que debe cientos de millones de pesos al gobierno por turbosina y derechos de uso del espacio aéreo, entre otros gastos.

mav
-fin de texto-

EOF

Comentarios