Exigen a Calderón que rinda cuentas sobre desaparecidos

martes, 31 de agosto de 2010

OAXACA, Oax., 31 de agosto (apro).- El Comité de Familiares de Detenidos Desaparecidos “Hasta Encontrarlos” exigió hoy al presidente Felipe Calderón que en su IV Informe de Gobierno de cuenta de la recomendación 07/20099 emitida por la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) relacionada con la desaparición de los presuntos eperristas, Edmundo Reyes Amaya y Gabriel Alberto Cruz Sánchez.
Nadin Reyes Maldonado, del Comité "Hasta Encontrarlos", demandó “al Ejecutivo informar este 1 septiembre sobre la alarmante situación que se vive en el país en materia de derechos humanos y específicamente sobre los casos de desaparición forzada”.
Destacó que “los 3 mil casos de desapariciones que se han dado en el periodo de Felipe Calderón tienen que ser motivo de explicación y actuación inmediata para este gobierno que se dice interesado en el respeto de los derechos humanos”.
En ese sentido, dijo, “este IV Informe debe ser apegado a la realidad que vive el país y no disfrazarlo con mentiras”.
Subrayó que “el empecinamiento del gobierno federal de mantener al Ejército en las calles y una disfrazada ‘guerra’ en contra de la delincuencia organizada, ha traído consigo la ejecución de actos infames de parte de las fuerzas castrenses en contra de la población”.
Consideró que “un tema tan importante como este no debe ser excluido de la agenda del presidente, por lo que exigimos se nos informe sobre el paradero de nuestros familiares Edmundo Reyes Amaya y Gabriel Alberto Cruz Sánchez, detenidos-desaparecidos el 25 de mayo del 2007 en la ciudad de Oaxaca, así como también el de todos los desaparecidos del país”.
La hija de Edmundo Reyes advirtió que “los familiares de desaparecidos y organizaciones de derechos humanos, sumados en la Campaña Nacional Contra la Desaparición Forzada, continuaremos realizando actividades conjuntas para exigir la presentación de todos nuestros desaparecidos y el castigo a los responsables”.

Policías exigen bono

En otro hecho, unos 300 policías municipales de esta capital realizaron un paro y se manifestaron frente al palacio municipal en reclamo del pago de un bono que les adeudan desde enero pasado.
Los uniformados también bloquearon las calles de Morelos y Crespo para obligar a las autoridades municipales a establecer una mesa de negociación, en la que se defina la entrega de uniformes, así como el mantenimiento y reparación de patrullas y motopatrullas dañadas.

Comentarios