Entregan a PGR a seis zetas que planeaban ataque en Cancún

jueves, 16 de septiembre de 2010

CANCUN, Q. Roo, 16 de septiembre (apro).- El procurador de Quintana Roo, Francisco Alor Quezada, informó que los seis integrantes de una célula de Los Zetas, aprehendidos ayer en Cancún por la Policía Judicial y el Ejército, fueron entregados esta mañana a la Procuraduría General de la República (PGR) para enfrentar procesos por delitos de carácter federal.
Según el funcionario, entre esos delitos destaca la posesión de armas largas y granadas, así como mariguana.
Resaltó que la Subprocuraduría estatal los continuará investigando por el homicidio de dos personas, entre ellas el exdelegado de la Confederación Revolucionaria de Obreros y Campesinos (CROC), Paulo Santo Osorio.
En conferencia de prensa, Alor Quezada identificó a los seis detenidos el miércoles pasado y de quienes se presumió pudieran realizar un acto violento en el marco de los festejos patrios en Cancún.
Se trata de José Felipe García Ramírez, recluido previamente por violación a la ley de armas de fuego y explosivos; Tomás Ramírez Cruz, también sentenciado por homicidio y evasión de reo. Los dos son adictos a la cocaína.
Los otros detenidos y puestos a disposición de la PGR son los halcones Mario Alberto Melchor Cruz Zavala y Leandro León Colorado, además de Javier Alejandro Paz Domínguez, originario de Estados Unidos, con antecedentes penales en aquel país, así como Brenda, una menor de edad.
El procurador afirmó que la dependencia a su cargo los investigará por su presunta participación en el homicidio del delegado de la CROC y de otra persona.
            Por otra parte, hoy se oficializaron los nombramientos de Jorge Mendoza Argüelles y Carlos Antonio Montero Flores, como director y subdirector operativo de la cárcel de Cancún, respectivamente.
            Mendoza Argüelles, quien dirigió una prisión en Tamaulipas, sustituye en el cargo a Alberto Rojas García, quien fue destituido al trascender que en la enfermería de la cárcel de Cancún fue atendido clandestinamente de sus quemaduras uno de los incendiarios del bar “Castillo del Mar”, en donde murieron ocho personas y dos más resultaron con quemaduras graves.

Comentarios