Asesino de Rubí Frayre ahora quiere matar a su propia madre

viernes, 14 de enero de 2011

MÉXICO, D.F., 14 de enero (apro).- El visitador de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) en Chihuahua, Gustavo de la Rosa, reveló este viernes que la madre de Sergio Barraza, asesino confeso de Rubí Marisol Frayre, hija de Marisela Escobedo,  la activista ejecutada en diciembre pasado, pidió asilo político en Estados Unidos, pues asegura que su propio hijo quiere matarla.

En información publicada por el diario El Universal se señala que la madre de Barraza, presunto miembro de Los Zetas, interpuso una denuncia contra uno de los hijos de la activista  por supuestas amenazas, y es por ello que aquel aún permanece retenido en la estación migratoria de El Paso, Texas.

Sobre el pedido de asilo que solicitaron a Estados Unidos los hijos de Marisela Escobedo, días después de que su madre fuera ejecutada a las puertas del Palacio de Gobierno de Chihuahua, el visitador señaló que "el gobierno mexicano no va a querer admitir nunca que es incapaz de brindarles protección", por lo que "va a litigar para que los hijos de Marisela no se queden allá".

Además, precisó que lo más conveniente es que "lleguen a un acuerdo el Estado mexicano y los hijos (de la activista), de que queden bajo un programa de testigo protegidos".

Comentarios