Hallan muerto en NL al alcalde de Zaragoza, Coahuila

viernes, 7 de enero de 2011

MONTERREY, NL, 7 de enero.- El alcalde de Zaragoza, Coahuila, Saúl Vara Rivera, desaparecido desde el miércoles pasado, fue encontrado hoy muerto en Galeana, Nuevo León, informaron autoridades estatales.

El cadáver fue encontrado cerca de la carretera a Matehuala, en Galeana, municipio rural desértico ubicado a 205 kilómetros al sur de Monterrey y vecino de Coahuila.

De acuerdo con reportes policíacos de Nuevo León, el cuerpo del alcalde presentaba varios impactos de bala de rifles AK-47, y fue encontrado en un paraje denominado El Peñuelo, en la zona limítrofe entre Nuevo León, Coahuila, Zacatecas y San Luis Potosí.

La Fiscalía General de Coahuila (FGE) emitió un comunicado en el que confirmó el hallazgo del cuerpo; en cuyas ropas se encontró su credencial de elector.

Vara Rivera fue visto por última vez el 5 de enero, cuando viajaba de Zaragoza a Saltillo para el registro de la candidatura de Rubén Moreira como candidato del PRI a la gubernatura de Coahuila.

La víctima se desplazaba en una camioneta Lincoln Mark LT color perla, modelo 2008 con placas de circulación ET-34-396.

Según la FGE, el presidente municipal de Zaragoza sí llegó al evento y se retiró a las 19:00 horas, hora en que se perdió contacto con él.

Zaragoza es un municipio de vocación rural, ubicado muy cerca de la frontera, en la región coahuilense conocida como los Cinco Manantiales.

El municipio se ubica a unos 450 kilómetros de Saltillo; de esta última ciudad a la zona donde fue localizado el cuerpo, hay unos 130 kilómetros.

Arquitecto de profesión, Vara Rivera, era priista e inició su gestión el 1 de enero de 2010, pero era la segunda ocasión en que resultaba electo alcalde.

El 23 de octubre pasado, una sobrina del alcalde también perdió la vida en hechos de sangre: María Angélica Galindo Sánchez, y sus hijos Ricardo y Karen, de 14 y 18 años, murieron en medio de un enfrentamiento, presuntamente cuando policías ministeriales confundieron su camioneta con un comando de sicarios.

La desaparición y posterior ejecución del alcalde Vara Rivera se presenta en plena efervescencia política, por el arranque del proceso electoral en Coahuila, así como la renuncia de Humberto Moreira como gobernador para irse a dirigir al PRI, y la designación de Rubén Moreira como candidato al gobierno del estado.

Comentarios