Reubican a 30 reos por su vínculos con el narco en Oaxaca

lunes, 10 de octubre de 2011
OAXACA, Oax. (apro).- El secretario de Seguridad Pública del estado, Marco Tulio López Escamilla, informó que 30 reos de la Penitenciaría Central de Santa María Ixcotel, procesados por delitos del fuero federal, fueron trasladados al penal de Miahuatlán por sus presuntos vínculos con grupos delictivos. En conferencia de prensa, el funcionario afirmó que la reubicación de los 30 reos no sólo diluyó el “autogobierno” que predominaba en el centro carcelario de Ixcotel, también –dijo– se desarticuló una banda delictiva que controlaba los establecimientos de discos piratas, con cuyas ganancias, subrayó, se financia el crimen organizado. De acuerdo con López Escamilla, durante el operativo “Saturno II”, que se realizó en las primeras horas de este lunes –con la participación de mil 131 elementos de las policías estatal y federal, así como del Ejército Mexicano–, se decomisaron 200 televisiones, ventiladores, computadoras, radiograbadoras, celulares, dos mesas de billar y dos de futbolito, objetos punzo-cortantes, 112 mil pesos y 178 dólares. Explicó que en el traslado se ubicó a los integrantes de la mesa directiva de los reclusos, cuya cabeza era Gerardo Pérez Camacho. Asimismo, señaló que la señora Eufrasia Arco Molina, familiar del recluso Ricardo González Ruiz, fue presentada ante el Ministerio Público para que declare en torno de la procedencia de 112 mil pesos y 178 dólares que le fueron encontrados cuando abandonaba el reclusorio. López Escamilla informó que pese a la resistencia de casi 100 reclusos —quienes agredieron con piedras y botellas a los elementos policiacos— se obtuvo el control de la penitenciaría. Y después de seis años de no hacerlo, dijo, la mañana de este lunes se realizó un pase de lista en todas las celdas. El funcionario precisó que como parte del operativo se nombró a Eduardo Galán García como director de la Penitenciaría de Ixcotel, en sustitución de Pedro Omar Ruiz Cruz, quien, agregó, permitió que se relajara la disciplina. “Esa relajación de la disciplina es lo que fue permitiendo que se deteriorara el estado de derecho, y eso ya no lo vamos a permitir, porque el país se encuentra inmerso en una situación muy particular con los cárteles del crimen organizado”, agregó. López escamilla subrayó que en el penal de Ixcotel, líderes de organizaciones delictivas mantenían el control de los discos piratas en toda la capital de Oaxaca, negocio que, afirmó, les generaba ganancias de 290 mil pesos mensuales.

Comentarios