Reprueba AMLO manta en San Lázaro

viernes, 4 de febrero de 2011

IXTAPAN DE LA SAL, Edomex, 4 de febrero (apro).- El excandidato presidencial, Andrés Manuel López Obrador, reprobó la actitud de los legisladores petistas y perredistas que, ayer en la Cámara de Diputados, desplegaron una manta contra el presidente Felipe Calderón, en la que se hacía referencia al supuesto alcoholismo del mandatario.
“No estamos de acuerdo en esa forma de protestar”, recriminó el político tabasqueño ante decenas de simpatizantes que asistieron a sus mítines en los municipios de Villa Guerrero, Tonatico, Coatepec e Ixtapan de la Sal, para promover la eventual candidatura de Alejandro Encinas al gobierno del Estado de México.
Los legisladores se están metiendo con “cuestiones personales”, y en ese terreno –dijo–  “tenemos que ser respetuosos”, señaló el exjefe de Gobierno del Distrito Federal, luego de que los diputados petistas Mario Di Constanzo y Jaime Cárdenas, y los perredistas Rosendo Marín y Balfre Vargas, encabezados por Gerardo Fernández Noroña (PT), reventaron la sesión de ayer en San Lázaro cuando mostraron una manta en la que se leía: “¿Tu dejarías que un borracho manejara tu auto? ¿Verdad que no? ¿Por qué dejas que maneje tu país”.
De acuerdo con López Obrador, esa no es una forma correcta de protestar, hubiera sido mejor que le recordaran a Calderón su condición de espurio, dijo.
“En vez de poner esta manta, de que anda en estado inconveniente, lo que tenían que haber puesto es: ‘Calderón, eres un usurpador’, eso sí, lo otro no, pues es un usurpador porque él no ganó la presidencia de la República, él sabe bien que se la robaron y que se le ha hecho mucho daño al país cuando un grupo de potentados, una mafia en el poder, lo impuso. Calderón no estaba preparado para presidente. No estaba siquiera para (agente del) Ministerio Público, mucho menos para presidente de México”, expresó.
Al ver cómo está de “descompuesto” el país por la ineptitud de Calderón, agregó, los legisladores debieron pensar mejor en las críticas al panista.
Enseguida preguntó a sus simpatizantes: “¿Creen ustedes que Calderón ha hecho un buen gobierno?”. La gente respondió con un estruendoso “no”.
E insistió que nadie debía meterse con cuestiones personales, pero sí con la cuestión pública. Hay que llamar a las cosas por su nombre, “decir que Calderón es un usurpador, bueno para nada, y que existe una mafia en el poder que está dañando al país, y decir que el Tata mandón de la mafia del Poder en México es (el expresidente) Carlos Salinas Gortari”, remató.

Cambio, no alternancia

En todos los municipios visitados, López Obrador y el coordinador de los diputados perredistas, Alejandro Encinas, firmaron los diez compromisos que éste último deberá cumplir en caso de que le favorezcan los resultados de las elecciones del próximo 3 de julio en el Estado de México, que actualmente gobierna Enrique Peña Nieto.
En cada pueblo, los políticos escucharon las demandas de los pobladores. Una señora presente en el mitin afirmó que los servicios de l salud en la entidad son deficientes, pues los del seguro popular, añadió, no les dan las medicinas y “nomás nos dejan morir”.
El candidato del Movimiento Regeneración Nacional (Morena) recordó que en Villa Guerrero se abrió por primera vez un mercado popular, rompiendo con el monopolio en la Central de Abastos, sin embargo reconoció que al pueblo le falta apoyo gubernamental para la producción agropecuaria.
“Por eso queremos preparar un proyecto muy claro, para cambiar al gobierno del estado. Hay quienes quieren una alianza con el PAN porque dicen que el estado necesita la alternancia, pero en realidad no basta la alternancia en el poder. ¿Qué pasó cuando hubo alternancia en el gobierno federal? Nada cambió en el país”, indicó.
López Obrador secundó a Encinas y exigió al gobierno federal que termine con los engaños al pueblo.
“En el 2000 se engañó a la gente porque Vicente Fox y los panistas ofrecieron un cambio, y miren los resultados. Y lo mismo está pasando ahora: como no sirven el PAN ni Calderón, ya se está preparando el terreno para que regrese el PRI a la presidencia”.
Por eso, dijo, “debemos organizarnos para ganar, porque en 2006 nos faltó organización”, admitió el excandidato presidencial.

Comentarios