Ejecutan a un niño de 13 años en Durango; hallan cadáver de estudiante universitario

miércoles, 6 de abril de 2011

DURANGO, Dgo., 6 de abril (apro).-Un niño de 13 años de edad fue encontrado muerto en el municipio de Lerdo, en los límites de Durango y Coahuila.

Las autoridades informaron que se la apreciaron algunas huellas de violencia, entre ellas las manos atadas por la espalda.  

El hallazgo se realizó en el lecho seco del río Aguanaval, en el ejido Picardías de la citada demarcación, junto a las vías del ferrocarril.

Fuentes policiales señalaron que el cadáver tendría al menos un impacto de bala en la cabeza.   

Familiares identificaron al niño con el nombre de Francisco Rubio Cárdenas, de 13 años; de acuerdo con la Fiscalía General del Estado, había desaparecido el domingo pasado; no obstante, mediante un comunicado oficial, afirmó que "su avanzado estado de putrefacción" no permitía identificar la causa de la muerte.  

El organismo informó también sobre la identidad del cuerpo encontrado el martes en una "narcofosa" en la capital del estado: se llamaba Jaime Alonso Vidales y tenía 23 años; era estudiante de la Facultad de Veterinaria y Zootecnia de la Universidad Juárez del Estado de Durango.

Había sido plagiado el 24 de marzo de esta año; tenía un disparo de arma de fuego en la cabeza.