Capturan a presunto jefe "zeta" en Guatemala

miércoles, 18 de mayo de 2011
MÉXICO, D.F., 18 de mayo (apro).- El presidente de Guatemala, Álvaro Colom, informó hoy que las fuerzas de seguridad de su país capturaron al jefe zeta Hugo Álvaro Gómez Vásquez, Comandante Bruja, presunto responsable de la masacre de 27 campesinos en el departamento (estado) de Petén, ocurrida el pasado domingo 15. Un día después del multihomicidio, el gobierno de Colom decretó el estado de sitio en Petén, ubicado al norte de la nación centroamericana, e inició la búsqueda de los responsables. Ayer cayó el primero: Comandante Bruja. El presunto narcotraficante, de 37 años y originario de Guatemala, fue detenido en el municipio de Tactic, en la localidad norteña de Alta Verapaz, mientras se encontraba en un campamento ubicado en la finca La Mula, a unos 15 kilómetros de Los Cocos. De acuerdo con el mandatario guatemalteco, Gómez Vásquez “es un alto dirigente de Los Zetas, y creemos que se le vinculará directamente con la matanza en Petén”. En el lugar donde el Comandante Bruja fue detenido, se encontraron unos 28 fusiles, uniformes militares, chalecos y vehículos, que se presume fueron utilizados por Los Zetas para efectuar la masacre. Además, manifestó que al detenido  también se le vincula con el secuestro y muerte de Luis Carlos Bardales Tobar, su hijo Luis Alberto y la esposa de éste, Keiry Franco, sobrina de Ottoniel Salguero, quien a su vez es propietario de la finca Los Cocos, donde los 27 labriegos fueron acribillados y la mayoría decapitados. "El secuestro y el pago del rescate (...) traen como consecuencia la  masacre ocurrida en Petén. Hasta donde sabemos, la organización de Los Zetas cobraba extorsión o pago de drogas a Ottoniel Salguero", detalló por su parte el ministro del Interior, Carlos Menocal. Según el funcionario, las autoridades policiacas del país creen que la célula del cártel mexicano en Guatemala, conocida como Zeta 200, a la que supuestamente pertenece Comandante Bruja, es la responsable del asesinato de los campesinos. Al parecer, dijo, los homicidas continúan en territorio guatemalteco. De su lado, Álvaro Colom informó que el estado de sitio continuará durante un mes, como lo establece el decreto presidencial que emitió, y advirtió que los operativos “serán permanentes, hasta que logremos la captura de los responsables” de la matanza.