Maestros de la sección 22 se apoderan del Centro Histórico de Oaxaca

lunes, 23 de mayo de 2011

OAXACA, Oax., 23 de mayo (apro).- Profesores de la Sección 22 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) se apoderaron de 42 calles del Centro Histórico de Oaxaca para instalar un plantón indefinido y exigir el cumplimiento de sus demandas que, según ellos, tienen como fin “fortalecer la educación en el estado”.
    Los profesores que dejaron a un millón 300 mil alumnos sin clases, consideraron que las respuestas del gobierno aliancista encabezado por Gabino Cué Monteagudo son “insuficientes”, por lo que decidieron “tomar” el Centro Histórico y emprender una marcha por las cuatro principales carreteras que comunican a la capital del estado.
    Por la tarde, el gobierno del estado y la dirigencia de la Sección 22 se enfrascaron en un duelo de descalificaciones. Cada parte dio a conocer su postura sobre el tema, la cual fue rechazada por ambas: Mientras el gobierno del estado aseguró que ha destinará 1,580.9 millones de pesos para responder a las demandas de los maestros, éstos aseguraron que sólo se les han ofrecido “de 600 a 700 millones de pesos”, una diferencia de 800 millones de pesos.
    Para el gobierno del estado, dicha cantidad es “histórica”. Al respecto, el director del Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO), Bernardo Vásquez Colmenares Guzmán, rechazó que las respuestas de la administración aliancista sean “insuficientes y mínimas”. Por el contrario, agregó, “son respuestas inéditas”.
    Sin embargo, el líder de la Sección 22, Azael Santiago Chepi refutó las cifras del gobierno estatal. Reiteró que sólo les han ofrecido entre 600 y 700 millones de pesos pero para infraestructura, no para solventar las demandas salariales o educativas del magisterio.
    Chepi aseguró que el gobierno del estado intenta “confundir” a la opinión pública al difundir “cantidades estratosféricas” que no corresponden a las respuestas oficiales.
    Lamentó que con esa actitud, el gobierno de Gabino Cué pretende ignorar el “asunto toral: que es una propuesta de mejoramiento educativo que contempla infraestructura, mejores condiciones de vida para los alumnos, evaluaciones y mejoramiento profesional”.
    Para sostener sus aseveraciones, el dirigente magisterial puso como ejemplo que el gobierno estatal sostiene que autorizó 40 millones de pesos para basificar a tres mil trabajadores, sin embargo, en el documento que mostró sólo hace referencia a 20 millones para ese concepto.
Para equipamiento escolar, agregó, el gobierno ha dicho que destinará 100 millones de pesos, mientras que en el documento de respuestas ni siquiera da una cifra; en cuanto al rubro de equipamiento técnico y conectividad de internet afirma haber autorizado 400 millones de pesos, pero el dirigente magisterial sostiene que la respuesta que les dieron fue de 15 millones.
En cuanto a los 166 millones de pesos ofrecidos para rezonificación por vida cara, aclaró que ese dinero no es respuesta de este gobierno, sino que es un compromiso federal pactado en el 2006, mientras que otros ofrecimientos oficiales son resultado de sus 30 años de lucha, aseguró.
    Lamentó que los recursos que el magisterio logra “arrancar, no es una dádiva del gobierno, sino una obligación fortalecer la educación en el estado de Oaxaca”.
    Además, dijo que no todo son cifras, pues hay otros pendientes en los que el gobierno del estado no ha respondido, en especial al rema de la justicia, pues aunque la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) definió a Ulises Ruiz Ortiz como responsable de la represión del 2006, no se ha castigado a ninguno de los responsables de los 26 asesinatos, más de 500 detenciones y 380 casos de tortura.
    Antes, Chepi dio a conocer que el “magisterio democrático” tomará este martes oficinas públicas y casetas de cobro, asimismo, realizará bloqueos carreteros, mientras que para el miércoles se trasladará un contingente de maestros a la Ciudad de México.
    Posteriormente, el director del IEEPO, Bernardo Vásquez Colmenares Guzmán, afirmó que el gobierno del estado pone su mejor esfuerzo para dar respuestas puntuales e históricas a los planteamientos en materia educativa, social, económica y de justicia que hacen los profesores.
Insistió en que “la administración del gobernador Gabino Cué Monteagudo está haciendo todo lo que esté a su alcance, y hasta el límite de sus capacidades, para atender las demandas del magisterio oaxaqueño, por lo que no hay  necesidad alguna de hacer presión para responder a los planteamientos educativos, porque el de Gabino Cué es un gobierno que escucha y hace suyos los reclamos de las maestros y maestros”.
El funcionario precisó que quien determina el paro indefinido es el órgano máximo de representación de la Asamblea Estatal del magisterio, conformada por 840 integrantes, determinación que dijo respetar pero no compartir.
Por separado, el gobernador Gabino Cué hizo un llamado al magisterio para que asuma una actitud ciudadana que equilibre y flexibilice posturas, alivie los enconos y mitigue la polarización.
“La estrechez de los recursos públicos requiere la compresión y una actitud de moderación de parte de los profesores”, puntualizó.
Asimismo, hizo un nuevo llamado al magisterio oaxaqueño para continuar con la mesa del diálogo, concluir el proceso de negociación y encontrar respuestas sólidas, pacíficas y perdurables a favor de la educación.
“Si cada uno de nosotros contribuimos, cedemos y sumamos, podemos vencer desafíos y rezagos, y lograr los anhelos de paz y progreso que propone este gobierno, comprometido con el  derecho de la niñez a recibir una mejor educación”, agregó.
De acuerdo con Gabino Cué, se ha dado respuesta a más de 80 demandas del pliego petitorio, “una respuesta histórica que representa para esta administración más de mil 560 millones de pesos”, y eso, apuntó, reafirma el compromiso de este gobierno con el sector educativo.
“Todos los trabajadores de la educación deben tener certeza que cuentan con el respaldo del gobierno del estado, pero también deben considerar que  la complejidad de la problemática educativa de Oaxaca y la estrechez de los recursos públicos  requiere la compresión y una actitud de moderación de parte de las maestras y maestros”, añadió. (Con información de Pedro Matías).