Trasladan al Semefo de Jalisco a 15 cuerpos de miembros de La Familia Michoacana

lunes, 30 de mayo de 2011

GUADALAJARA, Jal., 30 de mayo (apro).- El Instituto Jalisciense de Ciencias Forenses confirmó la recepción de 15 cuerpos correspondientes a personas que fallecieron durante el enfrentamiento entre el cártel de la Familia Michoacana y autoridades federales, en un hecho ocurrido durante la noche del pasado viernes, en la localidad de La Loma, en Jilotlán de los Dolores,  en tanto que el número de detenidos fue de 36, según la información difundida por la Policía Federal Preventiva (PFP).

Esa misma institución había informado el sábado que el número de sicarios muertos era de 11.  

Los cadáveres fueron ingresados a las instalaciones del Servicio Médico Forense, ubicado sobre la calle de Belén, en la colonia Alcalde Barranquitas (en Guadalajara), durante  la noche del mismo sábado y se espera que los familiares reclamen la entrega de cuerpos de los occisos.

El comisionado general de la PFP, Facundo Rosas, indicó que el operativo fue derivado de la investigación desarrollada luego de la agresión ocurrida en contra de un helicóptero de esa corporación, en un hecho registrado la semana pasada.

Dijo que  gracias al golpe, el cártel de La Familia quedaba fuertemente debilitado, según declaraciones ofrecidas en rueda de prensa, en la ciudad de México.

El pasado sábado también se confirmó el desplome de un helicóptero de la Fuerza Aérea Mexicana, en la zona limítrofe entre Jalisco y Michoacán; el accidente ocurrió cerca de las 10 de la mañana, cuando la aeronave perteneciente a la 43 Zona Militar, ubicada en Apatzingán,  se dirigía a apoyar el operativo en Jilotlán de los Dolores. La unidad cayó en las inmediaciones del balneario La Cascarita, localizado entre Apatzingán y Buenaventura, Tomatlán (en Michoacán), el accidente ocurrió debido a una falla mecánica y los dos tripulantes lograron salvar sus vidas, gracias a que el piloto maniobró para caer sobre un árbol.

Según las autoridades federales, en el operativo se logró detener a tres jefes La Familia Michoacana: Gaudiyur Ambriz Altamirano, César Barragán Valencia y Gerardo Fernández Covarrubias. Además, se aseguraron 70 armas de grueso calibre, un fusil Barret, 14 armas cortas, tres granadas, cerca de 580  cargadores para de diversos calibres, 21 mil cartuchos, equipo de comunicación.