"El crimen organizado nos ganó": exsecretario de Seguridad de NL

martes, 31 de mayo de 2011

MONTERREY, N.L., 31 de mayo (apro).- El ex secretario de Seguridad de Nuevo León, Aldo Fasci Zuazua, propuso al presidente Felipe Calderón capitalizar la pugna interna entre las organizaciones criminales, a fin de apuntalar su estrategia de seguridad.

“No hemos aprovechado la división que existe entre los cárteles. ¿Te imaginas qué pasaría si estuvieran unidos? Si así, mira cómo nos traen. Y la regla lo dice: divide y vencerás. Ya están divididos y no hay estrategia en ese sentido”, puntualizó.

En entrevista, Fasci Zuazua afirmó que las asociaciones delictivas han abierto más frentes y eso ha provocado su debilitamiento, pero el gobierno federal no ha sabido capitalizar esta ruptura para reforzar su guerra contra el narcotráfico.

El debilitamiento de los cárteles, agregó, debe ser combatido con una estrategia integral que implica reducir la rotación de mandos.

“Desde que llegó el presidente Calderón, en Nuevo León, por ejemplo, hemos tenido cuatro comandantes de región (militar), tres del Cisen (Centro de Investigación y Seguridad Nacional), 10 de la Policía Federal. No es que no sepan, pero apenas le entendieron y ya se van, y la realidad regional es fundamental para que entiendas una guerra”.

En la misma lógica de dividir para debilitar al adversario, dijo, el crimen organizado generó polarización en la sociedad, al propiciar una animadversión contra los cuerpos policíacos en las entidades y municipios.

“El crimen organizado nos ganó. Es una vergüenza, porque nos dividió a todos. Si te das cuenta, a la policía municipal nadie la quiere. Los delincuentes se encargaron de que la gente no quisiera a la policía, que hicieran a la autoridad a un lado y que los medios atacaran a los municipales. Esto ocasionó que disminuyera en 70% la fuerza policiaca del país”, precisó.

De acuerdo con el ex secretario de Seguridad, el repudio generado contra los policías preventivos en los ayuntamientos, que suman alrededor de 400 mil, disparó el incremento de todos los delitos, no únicamente los federales.

“Aquí hay que aclarar que ni todos los policías, ni todos los delincuentes, ni todos los delitos están ligados al crimen organizado. Es imposible. Inicialmente los municipales eran sicarios y luego los metieron a delinquir. Esto hizo que a los municipales les quitaran las armas y los hicieran a un lado, que los corrieran. Y lo cierto es que es imposible que los cárteles tengan una nómina para 400 mil policías”.

Desafortunadamente, subrayó, el debilitamiento de las corporaciones municipales ocasionó que los uniformados ya no se involucraran en nada.

“Como país fuimos muy tontos, nos ganaron y nos dividieron a los partidos, a la sociedad, al gobierno. La gente habla muy mal de todas las autoridades, incluido el presidente”, según el también ex subprocurador de Ministerios Públicos de Nuevo León.

Aldo Fasci propuso inyectarle recursos al rubro de seguridad en todos los niveles, ya que la infraestructura policiaca en el país, dijo, es prácticamente inexistente, y los planes para sanear a la policía están contemplados a 10 años, cuando se requieren resultados inmediatos.

“Se necesita, como infraestructura, adquirir tecnología, armamento, que haya comisarías, que se instituyan procedimientos policiales, y eso se hace con dinero. Se quiere resolver el problema de recursos humanos con puros pellizquitos. No se hacen pruebas de confianza porque no hay dinero, y eso es una queja nacional, y todos van lentos”, puntualizó.

Además, dijo, es necesario que las autoridades ataquen las fuentes de ingresos de los grupos delictivos, pues hasta ahora los objetivos van, en su mayoría, contra personas que incurren en ilícitos.

En este sentido, ejemplificó que si se quiere acabar con la industria de vehículos robados, primero hay que frenar la de autopartes. “Si detienes un ladrón, a diario salen muchos más, y en el consumo de la droga actuamos como la aduana de Estados Unidos. Hasta ahora no hay macrooperativos cerrando tienditas, que es una fuente de ingresos, pero no se ataca”, destacó.

Fasci Zuazua, quien encabeza el movimiento nacional “Mexicanos al Grito de Paz”, afirmó que su análisis no es un diagnóstico, sino una propuesta, de las que ha pedido el presidente Calderón para ayudar a derrotar al crimen organizado.

“Yo propongo con mucha modestia soluciones. Yo estuve adentro y ahora veo lo que pasa afuera, donde he tratado con la gente”, concluyó.