Repunta violencia en el país: 17 muertos

martes, 21 de junio de 2011
MEXICO, D.F. (apro).- Autoridades policiales de tres entidades del país reportaron hoy una jornada marcada por la violencia, con un saldo de 17 personas muertas en hechos presuntamente vinculados al crimen organizado. En Guerrero, al menos seis hombres, entre ellos dos adolescentes, murieron durante una emboscada perpetrada por un grupo armado en la zona de la sierra. El hecho se reportó a las 19:30 horas del lunes 20 en las inmediaciones de la comunidad de Buena Vista del Sur, en el municipio de Heliodoro Castillo (Tlacotepec), donde las víctimas fueron masacradas con fusiles AR-15 y AK-47. Un reporte de la Secretaría de Seguridad Pública y Protección Civil (SSPPC) indica que los seis hombres asesinados fueron identificados como Nicolás Barragán Hernández, de 34 años; Adán Cabrera Guzmán, de 43; Santana Carrera Solano, de 14; Tomás Marqués Hernández, de 17; Lino Salgado Vega, de 38, y Antonio Bolaños, de 40. Por versiones de familiares se sabe que las víctimas viajaban a bordo de una camioneta sobre un camino de terracería cuando fueron interceptados y masacrados, refiere el parte oficial. En tanto, en Chihuahua, ocho hombres murieron en un ataque de un comando en el poblado de El Pilar, municipio de Morís, en la Sierra Tarahumara, informó la Fiscalía estatal. Carlos González Estrada, vocero de la dependencia, indicó que sujetos de entre 20 y 30 años fueron baleados por al menos diez hombres, sin que hasta el momento se conozca el móvil. Y en Nuevo León, tres agentes de tránsito de Guadalupe fueron asesinados y quemados en calles de ese municipio, después de haber sido levantados por un comando. Los uniformados fueron identificados como Marco Antonio Pérez, Enrique Reyes Flores y José Alfonso Herrera Monreal, quienes el lunes a las tres de la tarde fueron interceptados por hombres armados cuando se desplazaban en una patrulla en el cruce de las calles Juárez y López Mateos. Los secuestradores obligaron a los policías de tránsito a subir a camionetas y se los llevaron con destino desconocido. A las 22:00 horas, en las calles Atolinga y Noria de los Ángeles, de la colonia Cañada Blanca, los agentes fueron bajados de una camioneta, colocados bocabajo y asesinados en la banqueta. Posteriormente, sus asesinos les rociaron gasolina y les prendieron fuego. La alcaldesa Ivonne Álvarez dijo que hasta este martes confirmaron las identidades porque primero se comunicaron con los familiares para verificar si los agentes habían llegado a sus domicilios.

Comentarios