Detienen a policía estatal de Nuevo León por ataque a casino

jueves, 1 de septiembre de 2011
MONTERREY, N.L. (apro).- Un policía estatal de Nuevo León, identificado como Miguel Ángel Barraza Escamilla, fue detenido hoy como copartícipe en el ataque incendiario contra el casino Royal en el que fallecieron 52 personas, el pasado 25 de agosto. Su labor en el atentado fue de “halcón”. En conferencia de prensa efectuada este jueves a las 23:00 horas en esta ciudad, Cuitláhuac Salinas Martínez, subprocurador de la Procuraduría General de la República, presentó un video tomado la misma cámara de seguridad del exterior de la casa de apuestas, en el que se observa a una camioneta gris deteniéndose durante 19 segundos frente al lugar, momentos antes del ataque al centro de apuestas ubicado en la colonia San jerónimo. Al analizar las imágenes, los servicios de inteligencia de la secretaría de Seguridad Pública Federal siguieron a los ocupantes del auto y detectaron que había más involucrados. Uno de ellos era el policía estatal en activo –con nueve años de servicio–, quien por orden del agente del Ministerio Público federal fue buscado y presentado por agentes de la Policía Federal. Salinas Martínez dijo que Barraza, quien fue detenido en la ciudad de Monterrey, ocupaba un coche Bora blanco, que también participó en los hechos y que tenía, como seña particular una bola de billar en la antena. Con éste son seis los detenidos tras el ataque y, de acuerdo con información proporcionada por las autoridades, aún restan por detener otras seis personas involucradas en el homicidio múltiple. Por parte del gobierno estatal estuvo presente el procurador estatal Adrián de la Garza Santos. La detención de Barraza Escamilla se suma a la sospecha de que policías municipales de Monterrey también son culpables por omisión del incendio pues estaban cerca del lugar al momento del siniestro, como demostraron videos captados por conductores que pasaban por el lugar.

Comentarios