Acepta SCT "mordaza" para no cuestionar proceso de venta de Mexicana

viernes, 16 de marzo de 2012
MÉXICO, D.F. (apro).- Luego de una ríspida reunión entre autoridades de la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y el juez del concurso mercantil de Mexicana de Aviación, Felipe Consuelo, la dependencia que encabeza Dionisio Pérez Jácome aceptó no cuestionar más ni hacer públicas sus dudas sobre la existencia de los recursos para adquirir la aerolínea y evitar con ello “espantar” a MedAtlantic. La reunión se realizó a las 13:00 horas el pasado jueves; en ella participaron los titulares de la SCT, Dionisio Pérez Jácome, y del Trabajo, Rosalinda Vélez, así como los dirigentes sindicales de sobrecargos, Ricardo del Valle; y de pilotos, Fernando Perfecto, entre otros; el juez encargado del concurso, Felipe Consuelo, el conciliador de la empresa Gerardo Vadín, así como diputados federales. Durante el encuentro, el juez y los dirigentes sindicales reclamaron a la SCT que después del 24 de febrero, día en que se anunció que Med tenía los recursos para adquirir la aerolínea, las autoridades federales se dedicaron, por medio de comunicados a lo largo de una semana, a cuestionar la existencia del dinero y a poner en duda la venta de la línea aérea. Como resultado del encuentro, la SCT emitió este viernes un comunicado en el que expresó su respeto hacia “la determinación asumida por el juez en el expediente en el que mediante resolución judicial y en uso de sus facultades, declaró haber constatado la existencia, disponibilidad y legalidad de los recursos que permitan la capitalización de Mexicana”. Añadió que una vez que se firme y formalice el convenio de acreedores, la concesionaria estará en posibilidad legal de acreditar su capacidad financiera. La SCT indicó también que en una semana más los inversionistas informarán sobre el avance para la adquisición de las acciones de Mexicana de Aviación que hoy están en manos de la empresa Tenedora K. Al encuentro asistieron por la Cámara de Diputados el priista José Adam Rubí Salazar, el panista Arturo García Portillo, el perredista Francisco Hernández Juárez y el petista Mario Di Costanzo. El diputado del PT reprochó que la SCT incumpliera el acuerdo asumido para dar “señales de confianza” a los inversionistas. El reclamo de Di Costanzo obligó a las autoridades de la SCT a emitir el comunicado de respaldo hacia el juez Felipe Consuelo. Por otro lado, se anunció que el conciliador Gerardo Vadín sostendrá encuentros con autoridades del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México para analizar los adeudos que tiene Mexicana; además, la SCT le entregará al conciliador información sobre la participación de Banorte en el proceso de pignoración de las acciones de la aerolínea. Gastón Azcárraga dejó en prenda las acciones de Mexicana en Banorte a cambio de un multimillonario crédito. Durante la reunión también se acordó que tanto el conciliador como autoridades de la Dirección General de Aeronáutica Civil sostendrán un encuentro para avanzar en el proceso de obtención del certificado de operador aéreo, el cual incluye la realización de pruebas de vuelo para definir la capacidad técnica de Mexicana. Finalmente, tanto los secretarios generales como los inversionistas anunciaron que desecharon el acuerdo de liquidar a los trabajadores 120 días después de que Mexicana empiece a volar; en cambio, dijeron, se respetará el acuerdo originalmente alcanzado, aunque no especificaron los términos de éste.

Comentarios