Narco no tuvo que ver con racha de ejecuciones en el DF, dice Mancera

lunes, 14 de enero de 2013
MÉXICO, D.F. (apro).- El jefe de Gobierno del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, descartó la mano del crimen organizado en la veintena de asesinatos registrados en el Distrito Federal durante el fin de semana, cifra récord para esta ciudad. Afirmó que se realizan las investigaciones correspondientes; pero adelantó que podría tratarse de riñas o conflictos previos que se detonaron. Es más, afirmó que la seguridad de la Ciudad de México “está garantizada” y no habrá impunidad en los homicidios. Desde el pasado viernes 12 una ola de asesinatos azotó a la capital del país y pese a que el Gobierno del Distrito Federal los atribuyó a un repunte inusual de la delincuencia común, los cuerpos de tres de las víctimas fueron encontradas en Tláhuac al estilo de las bandas del crimen organizado: amordazados, con los ojos vendados y heridas de bala en la cabeza. Entre el viernes y el domingo 19 personas murieron, 15 de ellas a balazos; y este lunes tres personas más fueron ejecutadas. Al respecto Mancera Espinosa dijo: “La seguridad en todos los órdenes de la ciudad está garantizada. Hay un trabajo que ya están realizando las áreas de investigación, de procuración de justicia, la instrucción que he dado muy clara, es que no haya impunidad”. Entrevistado al término de la entrega de 30 patrullas y motocicletas de la Secretaría de Seguridad Pública (SSPDF) en la delegación Iztapalapa, el mandatario señaló que continúan las indagatorias sobre las causas de las muertes; pero insistió que podría tratarse de riñas o conflictos previos que se detonaron. Reconoció, sin embargo, que el número de casos que se presentaron el fin de semana está fuera de los parámetros normales; y sostuvo en que pronto se normalizará. “El punto importante aquí es que no habrá impunidad”, reiteró. Fin de semana violento Durante el fin de semana, como cascada, una ola de asesinatos se apoderó de la ciudad, incluidas las delegaciones Iztapalapa y Gustavo A. Madero donde se has implementado el programa de despistolización. La jornada violenta inició la madrugada del viernes cuando un grupo de al menos 10 sujetos asesinó a balazos a tres hombres dentro de un domicilio en la delegación Álvaro Obregón. La madrugada del sábado, en Eje 10 Sur, colonia Ampliación Selene, perímetro de Tláhuac, tres personas fueron encontradas heridas de bala en la cabeza. Estaban amordazados y con los ojos vendados. Dos de ellos murieron. En la calle Oriente 231, colonia Agrícola Oriental, delegación Iztacalco, otros dos sujetos de entre 25 y 30 años, fueron asesinados con disparos de bala calibre .9 milímetros. Otro hombre fue encontrado sin vida en la calle de República de Chile, esquina con la calle República de Cuba, colonia Centro, delegación Cuauhtémoc. Presentaba un golpe en la frente y se encontraba al parecer, en estado de ebriedad. Dos sujetos más menores de 30 años fueron baleados cuando se encontraban en la calle del Décimo Callejón de Pachicalco, colonia Barrio San Ignacio, en Iztapalapa, mientras que en la colonia Obrero, en Gustavo A. Madero, otro joven de 18 años fue asesinado al resistirse a un asalto, en la calle Oriente 183. La tarde del domingo en la colonia Renovación tres personas perdieron la vida en un enfrentamiento a balazos en la avenida 4 y Michoacán. Una más quedó lesionada. En la colonia Gómez Farías, en Venustiano Carranza, una mujer de 50 años, murió de un balazo, y otro hombre que estaba con ella fue lesionado por sujetos cuando protagonizaban una riña. A éstos se agregaron tres asesinatos más registrados durante la noche del domingo en la colonia San Lorenzo Tezonco, delegación Iztapalapa. Además, otras dos personas resultaron heridas, entre ellas una niña de cinco años que recibió un balazo en el brazo. Según los primeros informes de la policía capitalina, hombres armados ingresaron al domicilio ubicado en Tulipán y Zapata, en la colonia mencionada, y ultimaron a tres hombres e hirieron a dos mujeres: una señora de 45 años y la menor, quienes fueron trasladadas al hospital general de Iztapalapa.

Comentarios