Vinculan a proceso a ocho policías que atacaron camioneta del procurador de Morelos

viernes, 15 de febrero de 2013
CUERNAVACA, Mor. (apro).- La justicia oral apoyó la hipótesis de que policías preventivos del estado intentaron asesinar con la fuerza de las armas al procurador Rodrigo Dorantes Salgado, pero el blindaje de su camioneta lo evitó, así lo dictamino la juez de control Elvia Terán Peña, durante su decisión de vincular a proceso a los 10 policías acusados del atentado y matar a tres escoltas. Durante las 24 horas que duró la audiencia de vinculación, Mirta Sagrario Aguirre Gómez, defensora de oficio de ocho policías preventivos acusados de homicidio, entregó pruebas que, dijo, eran suficientes para probar que los agentes estatales accionaron sus armas en uso de sus funciones; pero sobre todo porque fueron los ministeriales que escoltaban al procurador el viernes pasado, los que iniciaron el ataque que concluyó con la muerte de tres escoltas. Entregó grabaciones del Centro de Control, Comando y Comunicaciones (C4) de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP), que revelan una confusión que llevó a los policías a intentar detener a los ocupantes de las camionetas. Los audios son una plática de dos enlaces de la Procuraduría General de Justicia de Morelos (PGJEM), uno en el C4, y la otra en la procuraduría estatal, quienes 20 minutos después del enfrentamiento, cuando logran establecer que las camionetas baleadas son del procurador. “Enlace, quiero pedirte un parote, tengo unas placa aquí del chisme en C4; hubo un enfrentamiento aquí Jiutepec, al parecer compañeros de la Ministerial con la del estado. Hay una camioneta con placas Papa, Xochitl, Eco 1417, ya pregunté pero como está bien ocupada no puede… yo siento que sí es de nosotros”, afirma una radiooperadora. Pero ésta y otras pruebas de la defensa fueron desestimadas por la juez oral y este viernes por la mañana decidió, primero, declararse competente para conocer el asunto, ya que los hechos sucedieron en esta jurisdicción. Después decidió no vincularlos a proceso por el delito de abuso de autoridad y lesiones, pero sí por los delitos de homicidio calificado y tentativa de homicidio. Públicamente dijo que se acreditó la superioridad de los policías preventivos por sobre las víctimas en cuanto al número de éstos. “Los activos accionaron sus armas con el propósito de privar de la vida a los ocupantes de la camioneta blanca (procurador) y gris (escoltas); tan es así que los que viajaban en la gris perdieron la vida… sin que resulte creíble que no era su objetivo privar de la vida a los ocupantes… pues cómo se explica que disparen al aire o al suelo como lo pretendieron hacer saber y valer al rendir su declaración ante esta juzgadora”, razonó la juez. El gobernador Graco Ramírez planteó la teoría del ataque directo al procurador como una reacción del crimen organizado por la aplicación el Mando Único firmado por los 33 presidentes municipales para una mejor coordinación con el fin de bajar los altos índices de violencia en Morelos. Unos días después del ataque al convoy del procurador Dorantes Salgado apareció una corona en el lugar donde murieron los escoltas. También dejaron un mensaje donde acusaban a la policía estatal de dar protección a una banda criminal.

Comentarios