Senadores restan autoridad al IFT con el aplazamiento del 'apagón analógico”: Amedi

miércoles, 2 de diciembre de 2015
MÉXICO, DF (apro).- Con el aplazamiento del “apagón analógico”, los legisladores le restan autoridad al Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) y se mantienen en la línea de beneficiar a televisoras privadas, afirmó la Asociación Mexicana de Derecho a la Información (Amedi). De acuerdo con el organismo, presidido por Jorge Fernando Negrete, los senadores sustraen atribuciones regulatorias y sancionatorias al IFT, afectan la calidad y comprometen la continuidad del servicio público de radiodifusión. Los legisladores –agregó– alteran los conceptos de la Ley Federal de Radio y Televisión (LFRT), repiten disposiciones ya establecidas en la legislación y transgreden lo dispuesto en la Constitución, que ordena que el apagón analógico debe hacerse el 31 de diciembre de 2015. En un comunicado difundido antes de que el Senado aprobara la reforma al Artículo 19 transitorio de la LFRT, así como la Ley del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano, la Amedi subrayó: “Con el subterfugio de apoyar a los medios de uso público y social hacia su digitalización a sólo un mes del apagón analógico, el nuevo dictamen será discutido en el Pleno del Senado, pero en lo sustantivo conserva la protección a las televisoras comerciales, que no han realizado las inversiones necesarias para transitar a la televisión digital, al tiempo que aplaza hasta el último día de 2016 el apagón”. Indicó que el Estado mexicano “ya ha destinado 27 mil millones de pesos para entregar 9.7 millones de televisores digitales a igual número de hogares de bajos recursos”, y esta inversión de recursos públicos inédita en el mundo –apuntó– “representa en sí misma un subsidio estatal a los actuales radiodifusores, que no han dotado de receptores a sus audiencias”. En la sesión de ayer, el Senado aprobó con 70 votos a favor, 15 en contra y una abstención la reforma al Artículo 19 transitorio de la LFRT, así como la Ley del Sistema Público de Radiodifusión del Estado Mexicano. Con ello, se postergará por un año el llamado “apagón analógico” o la entrada en vigor del sistema digital de televisión para medios públicos, culturales y estatales, así como estaciones de baja potencia. La reforma aprobada establece que el IFT deberá emitir un calendario para que esas televisoras públicas cumplan con la transición digital, cuyo plazo fatal será el 31 de diciembre de 2016. Señala, asimismo, que las estaciones de televisión de baja potencia, aquellas menores o iguales a un kilowatt para canales de VHF y de 10 kilowatts para canales de UHF, pueden postergar por un año la transición al sistema digital. El pleno del Senado también incluyó un artículo transitorio por el cual a partir del inicio de las precampañas y hasta el día de la jornada electoral de 2016 deberá suspenderse la distribución y sustitución de equipos receptores, así como la entrega de televisores digitales para la población.

Comentarios