Fidel Kuri también adeuda a exempleados 12 mdp

jueves, 21 de enero de 2016
XALAPA, Ver. (apro).- Con una resolución laboral a su favor radicada en el expediente 11/X/2011 de la Junta de Conciliación y Arbitraje (JCA) de Boca del Río, 12 exempleados del Club Deportivo Tiburones Rojos continúan reclamando el pago de nómina, salarios caídos y un finiquito por un monto de doce millones de pesos que al día de hoy, el presidente, Fidel Kuri Grajales se ha negado a cubrir, pese a que el resolutivo de laudos le resultó adverso. Julio Cesar Arroyo, uno de los empleados afectados por “despido injustificado” en el 2011 expone que aunque la JCA de la Secretaría del Trabajo y Previsión Social les dio “la razón” desde hace varios meses, Kuri Grajales sigue empecinado en no hacer el pago, pretextándose en la figura de “patrón sustituto”, con lo cual, el diputado federal priista se quiere deslindar de dicho pago y cargar la responsabilidad al gobierno del también priista, Javier Duarte. Arroyo añade que el deslinde de Kuri es ilógico, pues fue el gobierno de Duarte quien cedió en comodato el Estadio Luis Pirata Fuente, la marga del equipo, el logo, las cartas de los jugadores, pero también los pasivos y compromisos financieros que tiene el equipo. “Sí Kuri y su empresa usufructúan marca, logo e instalaciones pues obtiene todos los beneficios económicos: Cobro de taquilla, estacionamiento, venta de productos y demás por consiguiente obtiene un beneficio económico, que quiere decir que se está beneficiando de la fuente de trabajo y que el patrón no es el que paga (en este caso nos pagaba) sino el que obtiene un beneficio de la fuente de trabajo, de eso hay jurisprudencia”. Con la ejecución de la nota laboral a su favor, Julio Cesar Arroyo y once empleados más, aseguran que el próximo “paso jurídico y laboral” será “embargar los derechos federativos y económicos” de los jugadores profesionales del actual torneo de clausura de La Liga MX, aunado a sus cuentas bancarias pagaderas a los empleados administrativos. “Ayer fuimos a la junta, la resolución la tenían que haber sacado el 7 de enero de 2016 y el juzgado quinto notificar en la inmediatez al club y a Kuri, el problema es que hay muchas trabas burocráticas, en la dependencia se quejan del poco personal y que hay carga de trabajo y que por eso no han podido llevar la notificación al Club”. Arroyo fustiga que en un conflicto obrero-patronal que se arrastra desde hace cuatro años, ya se hubiera hecho justicia, rápida, pronta y expedita, con un resolutivo que ya fue dictado a favor. Los exempleados de los Tiburones Rojos han encabezado cerca de 6 manifestaciones en las afueras del estadio Luis “Pirata” Fuente y en la Junta de Conciliación y Arbitraje, sin embargo, Fidel Kuri siempre ha sido evasivo al tema. En el Congreso Local, el tema también quedó encarpetado y archivado, posteriormente se supo que dos legisladores, Octavio Pérez Garay (PRI) y Alejandro Zairick Morante (PAN), -ambos amigos de Fidel Kuri- fueron beneficiados con un palco completo, con espacio para 20 personas cómodamente sentadas en el inmueble donde cada quince días juega el Tiburón Rojo. Asesores legislativos del PRI y del PAN ya suelen hacer bromas, de que cada quince días, cuando cae viernes hay “media plenaria” del Congreso Local en el inmueble del fraccionamiento Virginia, pues suelen verse a los diputados priistas y panistas que gustan del fútbol sentados en “hilerita”. Los exempleados de Tiburones Rojos fustigan que si el juzgado federal ya ordenó el laudo laboral a su favor, no hay razón para que la junta local siga alargando el cumplimiento de la ejecución de pronto pago.

Comentarios