Marchan a 7 años de la tragedia en guardería ABC; acusan simulación de justicia

domingo, 5 de junio de 2016
CIUDAD DE MÉXICO (apro).- A siete años de la tragedia en la guardería ABC de Hermosillo, Sonora, padres de las víctimas marcharon en el centro de esta la capital para exigir la aplicación de la justicia contra todos los responsables de la muerte de 49 niños y las heridas que padecen 70 más. “No podemos hablar de justicia, las autoridades en años anteriores, siempre lanzan este tipo de estrategias mediáticas, pero las sentencias que se emitieron no están todos los que tienen que estar, sólo están dos de los dueños de la guardería y no la prima de Margarita Zavala”, aseguró Abraham Fraijo, padre de uno de los niños que murieron en el incendio aquel 5 de junio de 2009. A la cabeza de la manifestación este domingo, reiteró: “No podemos hablar de justicia a siete años con condenas de 27 años para los que menos deben, mientras se exonera a los que tienen mayor responsabilidad. Es una simulación de justicia”, reiteró. Entre los acompañantes a la manifestación estuvieron algunos de los familiares de los 43 normalistas desaparecidos de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos de Ayotzinapa. Al grito de “¡ABC, Nunca más!”, primero se concentraron en la Estela de Luz, de donde caminaron a la sede del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), dependencia a la que pertenecía la guardería incendiada. Ahí nombraron a cada uno de los menores que perdieron la vida, seguidos del grito “¡No debió morir!”. Los participantes llevaban fotografías enormes con los rostros de los niños. De ahí se fueron al Monumento a la Independencia, donde los transeúntes apoyaron para colocar los retratos de los pequeños. Sin importar la fuerte lluvia, se enfilaron para marchar al Zócalo capitalino. De manera espontánea, gente que caminaba por el Paseo de la Reforma se acercó a los manifestantes para ayudarles a cargar los enormes retratos de los niños, sin importar la lluvia que caía para esa hora de la tarde Algunos activistas que participaron en la marcha opinaron que la sociedad mexicana debe apoyar a los familiares de esta tragedia, no quedarse “sentada en casa”. Lamentaron que ni la tragedia más terrible que le ha pasado a niños en México ha servido “para romper con la impunidad”. Al llegar al Zócalo, colocaron los retratos de los niños frente al Palacio Nacional y repitieron la lista con sus nombres y el grito “¡No debió morir!” Fraijo dijo que “ni la lluvia ni el frío” va a detener su exigencia de justicia. Al micrófono, envió un abrazo a los padres de los niños que en Sonora marchan por el mismo motivo, pero bajo altas temperaturas y recalcó: “el calor que los abraza no es nada a comparación del calor que sintieron nuestros hijos el 5 de junio de 2009”. Junto a ellos se mostraron también los retratos de los 43 estudiantes desaparecidos de Ayotzinapa en 2014.

Comentarios