'El Bronco” es el candidato de Salinas, acusa López Obrador

miércoles, 7 de septiembre de 2016
MONTERREY, NL (apro).- Jaime Rodríguez Calderón El Bronco, aspirante a la Presidencia de la República, es el candidato de Carlos Salinas de Gortari, quien lo ha respaldado desde que hizo campaña para gobernador, acusó hoy el dirigente nacional del partido Morena, Andrés Manuel López Obrador. La relación de los dos personajes, reveló, se observa en los contactos que han tenido, dijo el excandidato de las fuerzas de izquierda a la Presidencia de México. “Fue impulsado por la mafia del poder y lo siguen apoyando. Se entrevistó con Salinas apenas triunfó. Es lo que se hizo público, por lo que se sabe. Y cuando le preguntaron por qué se vio con Salinas, dijo que fue por pura casualidad, nada más tres minutos, en el banco. Estoy buscando al tonto que se lo crea”, dijo esta tarde ante un grupo de unos 200 seguidores en la plaza principal del municipio de Escobedo. El tabasqueño señaló que El Bronco es uno más de los candidatos de la “mafia del poder”, que encabeza quien fuera presidente del país en el sexenio 1988-1994, y quien controla a políticos de diferentes partidos. “Salinas tiene como unos diez aspirantes, y entre ellos está el gobernador de Nuevo León; también tiene a Miguel Ángel Osorio Chong y a José Antonio Meade. A Aurelio Nuño y a su sobrina Claudia Ruiz Massieu. Aunque es del PAN y pertenece al mismo grupo, tiene a la esposa de Felipe Calderón (Margarita Zavala). “Igual tiene al de Puebla, Rafael Moreno Valle, al aprendiz de mafioso del PAN, Ricardo Anaya, a Miguel Ángel Mancera, y al independiente (Jaime Rodríguez), que es independiente del pueblo, no de la mafia”, alertó el político tabasqueño. A diferencia de las promesas del gobernador nuevoleonés, quien anunció en campaña que echaría a la cárcel a su antecesor, el priista Rodrigo Medina de la cruz, López Obrador no quiso comprometerse a encarcelar a Enrique Peña Nieto, pues esas promesas “son puro proselitismo”, justificó. “No me gusta alebrestar y decir mentiras. Hay quienes se dejaron engañar, pues dijo que ahora sí en Nuevo León iba a meter a la cárcel a Medina y votaron por eso y, miren, los engañaron. Eso no es serio. Lo que queremos es justicia, no venganza, y que se inaugure una etapa nueva en México, sin corrupción e impunidad”, argumentó. Al iniciar en este municipio su gira de cuatro días por la entidad, El Peje se dijo incrédulo de la honestidad de El Bronco, pues ha observado que en su gobierno existen actos de corrupción e impunidad como en muchos otros que el independiente criticó en el pasado. “De lo que me entero es que compran cobijas a precios elevadísimos. O sea que también en el gobierno actual se reciben moches. Hay corrupción. Decía que iba a meter a la cárcel al anterior gobernador, y nada. Y que iba a cancelar el programa hidráulico Monterrey VI, es mentira”, aseveró. Refirió que Rodríguez Calderón hace lo mismo que critica, pues tiene funcionarios cuestionados, como el procurador Roberto Flores, a quien le detectaron cheques sin fondos que giró hace años en Las Vegas. “Con qué autoridad moral puede ser procurador de Nuevo León una persona que extiende un cheque sin fondos. No es nada más asunto legal, es moral. Lo que se le puede cuestionar al actual gobernador es que no gobierna con el ejemplo. Lo que buscaba era el cargo, no hay ningún cambio”, acusó. Al referirse a la salida de Luis Videgaray como secretario de Hacienda, López Obrador consideró que los movimientos en el gabinete fueron provocados por la torpeza con la que Peña Nieto manejó su encuentro con el aspirante republicano a la presidencia de Estados Unidos, Donald Trump, aconsejado por el ahora renunciante. Se dijo esperanzado en que este cambio haga que el país mejore pues, desde su punto de vista optimista, él no quiere recibir “un país en ruinas” cuando haya cambio de presidente en el 2018. “Es realmente lamentable esta situación, pero ya se hicieron los cambios, aunque es la misma baraja. Se hicieron por estos factores externos, entre otros errores cometidos. Es importante que no se derrumbe estrepitosamente el gobierno de Peña porque queremos una transición ordenada, no queremos construir el México del futuro sobre los escombros”, planteó. También rechazó el reto a debatir que le lanzó Enrique Ochoa Reza, dirigente nacional del PRI, pues a él le interesa tener un encuentro únicamente con “el jefe de la mafia”, Carlos Salinas. En su discurso, López Obrador dijo que busca llevar a la entidad un mensaje de esperanza, pues Morena representa el cambio del país en el próximo sexenio y, para ello, necesita que en cada una de las más de 2 mil secciones electorales de Nuevo León exista un comité del partido. Afirmó que la organización será la base de su triunfo en los próximos comicios presidenciales.

Comentarios